Incluso a las civilizaciones y a la humanidad entera.
Y la respuesta es que son pruebas para que crezcamos en santidad, ya sea como individuos as贸 como sociedad.
Somos nosotros quienes libremente debemos dar las repuestas a esos males y tentaciones.
Aferr谩ndonos a Dios, como hizo Job, o renegando de 脡l, lo que empeorar谩 nuestra situaci贸n.
estatua del angel caido
A nivel personal las tentaciones son los instrumentos principales por los que entran las vejaciones del demonio.
Y las instrucciones para evitarlas son claras y precisas de parte de la Iglesia.
Pero respecto a lo que sucede en la sociedad global la cosa es diferente porque no hay conciencia de la existencia del demonio por parte de los pol铆ticos.
E incluso resistencia de lo Iglesia para identificar que ciertos movimientos son demon铆acos.

Mira el video de reflexiones sobre este art铆culo, que est谩 abajo.

El fallecido exorcista Gabriele Amorth hab铆a alzado su voz para decir que el Estado Isl谩mico es satanas actuando.

Es el momento que los cat贸licos empecemos a trasladar lo que sabemos para identificar y combatir al demonio a nivel personal, al plano de las sociedades globales y de la civilizaci贸n occidental.

Sin tener miedo de definir a movimientos y grupos como brazos ejecutores de sat谩nas.

gabriele amorth
Exorcista Padre Gabriele Amorth

LAS LECCIONES QUE SURGEN DE LAS BATALLAS

El Catecismo Cat贸lico cita a Or铆genes:

"Dios no quiere imponer el bien, quiere seres libres [...] En algo la tentaci贸n es buena.

Todos, menos Dios, ignoran lo que nuestra alma ha recibido de Dios, incluso nosotros.

Pero la tentaci贸n lo manifiesta para ense帽arnos a conocernos, y as铆, descubrirnos nuestra miseria, y obligarnos a dar gracias por los bienes que la tentaci贸n nos ha manifestado (Or铆genes, De oratione, 29, 15 y 17)"

Aprendemos lecciones valiosas por las batallas interiores que los disc铆pulos de Cristo sufren para ganar el necesario conocimiento de uno mismo y 聽de Dios.
La herida del pecado original nos exige estar activos y vigilantes contra las obras del diablo que operan en y por el pecado.
Si adoramos cualquier cosa distinta a la Sant铆sima Trinidad (un pecado contra el primer mandamiento) nos volvemos vulnerables a un aumento de la influencia demon铆aca.

La verdad es que muchos de nosotros hemos erigido 铆dolos en nuestras vidas que incluyen personas, lugares o cosas.

Estos se convierten en m谩s importantes que nuestra adoraci贸n y amor de Dios.

La forma en que gastamos nuestro tiempo, talento o tesoro revela a qu茅 o a qui茅n apreciamos m谩s en nuestra vida.

Veamos cuales son las influencias demon铆acas y como solucionarlas.

exorcismo02-bis

LOS TIPOS DE INFLUENCIAS DEMON脥ACAS

La tentaci贸n y el pecado. Esta es la batalla espiritual com煤n que purifica el alma.Aunque la tentaci贸n en s铆 no es pecado, cuando nos damos a las tentaciones nos convertimos en esclavos del pecado (Juan 8:34).

Opresi贸n / Vejaci贸n. Estas pruebas est谩n dise帽adas para fortalecer la fe y aumentar la humildad y dependencia de Dios.

Obsesi贸n. Este es un trastorno espiritual que requiere el ministerio de oraci贸n y reorientaci贸n a Dios a trav茅s de la pr谩ctica de la vida sacramental.

Posesi贸n. Este trastorno espiritual es raro y requiere el rito del exorcismo para la liberaci贸n, seguido de una vida espiritual disciplinada.

Se puede considerar una escuela de santidad.

Las diversas vejaciones diab贸licas son verificables en la vida de los grandes santos y en la Tradici贸n de la Iglesia.
Por ejemplo, sabemos que las vidas de San Padre P铆o, San Juan Vianney, Santa Gema Galgani y muchos otros incluyeron vejaciones diab贸licas.
Los santos han demostrado su amor y fidelidad a Dios por la paciencia y ofrenda del sufrimiento.
exorcismo-emily1

LAS CARACTER脥STICAS DE LAS VEJACIONES DIAB脫LICAS

Desgracias repentinas en el trabajo y en las relaciones con los dem谩s

Desgracias f铆sicas y personales que a铆slan a una persona

Sufrimientos econ贸micos y morales

Persecuciones inexplicables donde las personas buenas se vuelven contra la gente buena por un malentendido.

La lucha y la destrucci贸n actuando en las familias, los matrimonios, los grandes grupos de personas, los movimientos en la Iglesia, las comunidades religiosas, parroquias.

Enfermedades f铆sicas inexplicables y no diagnosticables

Ejemplos b铆blicos: Libro de Job, 2 Cor. 12:7 (espina de San Pablo)

Muchos de nosotros hemos soportado la angustia de alg煤n disgusto diab贸lico.
C贸mo respondemos a estas pruebas de fe nos levantar谩 o nos har谩 caer.
Si somos capaces de permanecer fieles y confiando en Dios, la gracia nos llevar谩 a trav茅s del proceso.
Si nos rebelamos contra Dios y huimos de 脡l nuestra condici贸n empeorar谩.

驴Qu茅 es necesario? Firmeza en la fe, en la esperanza y amor perseverante nos guiar谩n.

El fortalecimiento de nuestra armadura espiritual es necesario para el crecimiento en la virtud.

Un coraz贸n confiado permanece d贸cil a la mano del alfarero divino que nos est谩 moldeando en un vaso de santidad a trav茅s del fuego purificador.

Dios dispensa la medicina de pruebas espirituales que se pueden degustar como amargas.

Pero sus prescripciones divinas ayudan a remediar los siete pecados capitales (orgullo, la ira, la codicia, la envidia, la pereza, la gula y la lujuria).

La gracia es siempre suficiente para ayudarnos a soportar las pruebas necesarias para ser victoriosos sobre aflicci贸n demon铆aca.

acoso-sexual

LO QUE EL CATECISMO NOS ENSE脩A PARA EVITAR EL MAL

Prudencia. La virtud de la prudencia dispone la raz贸n pr谩ctica para discernir nuestro verdadero bien en todas las circunstancias y para elegir los medios adecuados para alcanzarla.

Es considerada como la auriga de las virtudes (1806). Cultiva la virtud de la prudencia.

Gracia: Sin la gracia de Dios, los hombres no sabr铆an c贸mo discernir (1889).Ora por la gracia y el carisma del discernimiento de esp铆ritus.

La sabidur铆a divina. La ley moral es obra de la sabidur铆a divina.El significado b铆blico se puede definir como la instrucci贸n paterna (la pedagog铆a de Dios).

Prescribe al hombre los caminos, las reglas de conducta que llevan a la bienaventuranza prometida; muestra los caminos del mal, que se apartan de Dios y de su amor (1950).

Ore para el regalo de la sabidur铆a.

El Evangelio. 聽La buena nueva de Cristo renueva continuamente la vida y la cultura del hombre ca铆do; combate y elimina los errores y males que brotan de la seducci贸n, siempre amenazadora, del pecado.

Purifica y eleva sin cesar las costumbres de los pueblos.

Con las riquezas de lo alto fecunda, consolida, completa y restaura en Cristo, como desde dentro, las bellezas y cualidades espirituales de cada pueblo o edad. (2527).Tomar en serio la Palabra de Dios.

MEDIOS DE LIBERACI脫N

Para liberar a los oprimidos por el diablo tenemos a disposici贸n algunos medios que la Iglesia nos propone.Para librarse del poder del demonio, dice el fallecido exorcista de Roma, Gabriele Amorth:

鈥淓s importante la frecuencia de los sacramentos y una conducta de vida conforme con el Evangelio.
Se toca con la mano el poder del rosario y, en general, del recurso a Mar铆a Virgen.
Muy poderosa es la intercesi贸n de los 谩ngeles y de los santos.
Util铆simas las peregrinaciones a los santuarios.
La palabra de Dios es de gran eficacia.
A帽ado la importancia protectora de las im谩genes sagradas, tanto sobre la persona como en los lugares: sobre la puerta de la casa, en las habitaciones, en el comedor o en el lugar en que m谩s com煤nmente se re煤ne la familia.
He experimentado, muchas veces, la eficacia de la medallita milagrosa, difundida por el mundo en muchos millones de ejemplares, y si habl谩ramos de las gracias prodigiosas obtenidas por esa simple medallita, no acabar铆amos nunca鈥.

El padre Mario Boretti, exorcista de la di贸cesis de Firenze, ha repartido m谩s de cuatro millones de medallas milagrosas.

Y sugiere colocarlas en el coche, en la almohada y en otras partes para que la presencia de Mar铆a, a trav茅s de la medalla, nos proteja de todo poder del maligno.

CASOS DE EXORCISMOS QUE AVALAN EL USO DE DIVERSOS SACRAMENTALES

Cuenta el padre Mario Boretti:

鈥淯n d铆a vino a verme Marcela, que sufr铆a de malestares de est贸mago punzantes y de un comportamiento que no lograba dominar ni en casa ni en el trabajo: daba respuestas ofensivas sin poder controlarse.

Para los m茅dicos no ten铆a nada.

Cuando le puse las manos sobre los p谩rpados, al comienzo de la bendici贸n, mostr贸 los ojos enteramente blancos, con las pupilas apenas perceptibles hacia abajo y estall贸 en una risa ir贸nica.

Apenas tuve tiempo para pensar que all铆 estaba satan谩s, cuando o铆 que me dec铆a: 鈥榊o soy Satan谩s鈥, con una nueva risotada.

Poco a poco, Marcela intensific贸 su vida de oraci贸n, se hizo constante en la comuni贸n, y en el rosario diario y en la confesi贸n semanal (隆la confesi贸n es m谩s fuerte que un exorcismo!).

Tuvo una progresiva mejor铆a y se cur贸 s贸lo despu茅s de dos a帽os.

El obispo Andrea Gemma dice:

鈥淗e visto, con frecuencia, c贸mo una gota de agua bendita, echada a la cabeza del pose铆do, produce una reacci贸n furibunda con exclamaciones de intenso dolor.
Y lo mismo pasa con los 贸leos benditos, sobre todo, los bendecidos por el obispo el Jueves Santo.

S贸lo con amenazar tocarlo, ya le hace gritar.

He visto c贸mo la misma Biblia, colocada sobre el pose铆do, lo atormenta.

Una vez, est谩bamos dos exorcistas rezando por Rosita y le coloqu茅 un texto de la Biblia sobre la columna y, de repente, se tir贸 a tierra como si le hubiese dado un mazazo.

La palabra santa, 隆qu茅 don y qu茅 poder, qu茅 medio tan grande tenemos a nuestra disposici贸n para la liberaci贸n! (de los oprimidos por el diablo)鈥

Lo mismo digo del rosario bendito y de las reliquias de los santos.

Me hab铆an regalado un pedacito de tela con la que el santo padre P铆o de Pietrelcina se hab铆a limpiado las llagas.

Una vez, la coloqu茅 sobre la columna de una paciente, sin que se diera cuenta, y, de inmediato, tuvo una rabiosa y rapid铆sima reacci贸n con la acostumbrada frase: Qu铆tamela de encima.

Mi cruz pastoral, que hab铆a recibido en mi ordenaci贸n episcopal, colocada sobre los pose铆dos, los hac铆a temblar de terror.

Lo mismo pasaba con mi anillo pastoral, que me hab铆a puesto en el dedo el Papa Juan Pablo II el d铆a de mi consagraci贸n episcopal y que hab铆a sido bendecido por el mismo Papa.

As铆 he comprendido que la Iglesia ha hecho muy bien en multiplicar bendiciones de objetos y personas y lugares.

Tenemos agua bendita, sal bendita y aceite bendito..Y 驴qu茅 decir de la santa Eucarist铆a?

Siempre ha sido suficiente la amenaza de ir al sagrario, para hacer temer de ira al esp铆ritu maligno.

En casos graves, el poner sobre su cabeza las hostias consagradas hac铆a que el paciente se arrojase a tierra y quedara inm贸vil.

Hacer coger al poseso el cop贸n con las hostias consagradas era sentir unos gritos lastimeros tremendos, como si le hubieran puesto un peso enorme, del que ped铆a ser liberado.

El exorcismo m谩s eficaz es siempre participar en la Eucarist铆a y recibirla con devoci贸n lo m谩s frecuentemente posible.

Yo siempre comienzo los exorcismos con el rezo del rosario y no llego al 煤ltimo misterio, cuando los posesos ya est谩n temblando鈥.

El exorcista romano Andrea Gemma cuenta el caso de un millonario industrial de Tur铆n que cre铆a s贸lo en la fuerza de su inteligencia para sus negocios.

Un d铆a comenz贸 a desvariar y a no darse cuenta de lo que dec铆a ni de lo que hac铆a.

Despreciaba a Dios y a la Iglesia y a todo lo sagrado en general, busc贸 en magos y brujas de todo el mundo la manera de curarse.

Pero solo consigui贸 que le fueran sacando millones y millones de su gran riqueza, mientras 茅l estaba cada d铆a peor, m谩s arrogante, soberbio y ego铆sta.

No quer铆a saber absolutamente nada de sacerdotes ni de bendiciones.

Su rostro, a veces, aparec铆a terriblemente feo con ojos llenos de odio y a veces ten铆a una fuerza de le贸n que nadie pod铆a contener.

Sus negocios empezaron a venir a menos y todo iba de mal en peor.

Un d铆a, al entrar en su f谩brica, empez贸 a gritar como un cerdo y a berrear con un elefante, blasfemando contra todos y tratando de hacer da帽o a sus 300 obreros.

Fue entonces cuando ellos entendieron que su patr贸n estaba endemoniado.

Me lo trajeron once hombres robustos despu茅s de muchas peripecias.

Apenas me vio con la estola empez贸 a amenazarme diciendo: 鈥楾e la har茅 pagar, te destrozar茅鈥.

Comenc茅 a hacerle exorcismo con fervientes oraciones鈥

Finalmente, despu茅s de largos sudores, el demonio lo dej贸 y cay贸 a tierra con desmayo e inerme, vencido.

Nadie se hab铆a dado cuenta de que mientras hac铆a el exorcismo, se hab铆an filmado algunas escenas, grabando su voz y las blasfemias y palabrotas.

Cuando despert贸, no se acordaba de nada, hab铆a olvidado todo y se encontr贸 delante del sacerdote a quien hab铆a odiado tanto y amenazado.

Estall贸 en llanto y comenz贸 a ser desde ese d铆a un corderito, un cristiano totalmente practicante y un verdadero ap贸stol de Cristo.

Cuando vio las escenas grabadas y se dio cuenta hasta qu茅 punto la soberbia y el orgullo de satan谩s le hab铆an llevado.

Vendi贸 todo y con su familia se fue a un pa铆s de 脕frica a ayudar a los misioneros y pobres del tercer mundo donde vive ahora.

EL PODER DE LA VIRGEN 聽MAR脥A

Todos los exorcistas, sin excepci贸n, hablan en sus libros por experiencia propia que acudir a la Virgen Mar铆a es fundamental en los casos de exorcismos, especialmente en los m谩s dif铆ciles.

El poder de Mar铆a sobre el demonio viene desde antiguo.

Por eso, el G茅nesis 3, 15 dice: Ella te aplastar谩 la cabeza.

De hecho, Mar铆a es el terror de los demonios y basta pronunciar su nombre, con el de Jes煤s, para que huyan despavoridos.

Cuando se reza el rosario, se manifiestan con violencia, como si les hicieran un gran da帽o.

Por ello, normalmente, en todos los exorcismos suele acostumbrarse a comenzar con el rezo del rosario.

Por eso, cuando se quiere saber si una persona est谩 pose铆da por el demonio, un medio f谩cil es hacerle repetir 鈥淥h Mar铆a sin pecado concebida, rogad por nosotros que recurrimos a Vos鈥.

Los posesos dicen el Gloria al Padre, dicen el Avemar铆a. Pero esta jaculatoria no la quieren repetir.

San Luis Orione cuenta:鈥Cuando estaba en Am茅rica, un d铆a vino un m茅dico, presidente del hospital mayor de Buenos Aires, estimad铆simo entre todos los m茅dicos de la capital.

Y me dijo: 鈥楾engo una hija endemoniada, h谩game la caridad de exorcizarla鈥︹

Su hija estaba verdaderamente endemoniada, hablaba en lenguas diversas, que nunca hab铆a estudiado y ten铆a una voz fuerte de hombre.

Me trajo el permiso del arzobispo, fui a la capilla escogida y comenc茅 el exorcismo.

La ni帽a corr铆a entre las bancas como una serpiente, pasaba entre los bancos con rapidez, pero no pod铆a salir; porque las puertas estaban cerradas.

La amarraron y no me fue posible hacerle decir: 鈥淥h Mar铆a sin pecado concebida, rogad por nosotros que recurrimos a Vos鈥.

Ella dec铆a algunas letras pero no repet铆a la jaculatoria entera.

Al fin, el Se帽or la liber贸鈥.Y contin煤a:

鈥淗ice otro exorcismo a una novicia convertida del protestantismo.

Algunas religiosas vinieron a decirme que estaba endemoniada.

Ella recib铆a la comuni贸n todas las ma帽anas y el demonio la obligaba a tirar la hostia santa en un lugar indecente.

Cuando le echaba agua bendita, gritaba como si le echara plomo fundido.

Tampoco a ella pude hacerle repetir la jaculatoria de Mar铆a.

El obispo Andrea Gemma escribe:Un d铆a me trajeron a un jovencito de trece a帽os, llamado Pascualino, puesto con dificultad por dos hombres robustos en un silla y acompa帽ado por su madre.

El chico no pod铆a caminar solo, a pesar de que los m茅dicos no hab铆an encontrado en 茅l nada malo.

El calvario de la familia hab铆a comenzado varios a帽os antes, desde que Pascualino estaba en el vientre de su madre.

Me dijo su madre que, cuando era muy ni帽o todav铆a, ten铆a el vientre tan hinchado y duro que parec铆a de piedra.

Los m茅dicos lo operaron y no encontraron nada malo. Todo estaba normal.

Era un caso de maleficio que le hicieron a su madre, cuando el ni帽o estaba todav铆a en su vientre.

Por eso, cuando empec茅 a orar por el chico, su madre comenz贸 tambi茅n a sufrir inexplicables dolores.

As铆 estuve rezando por 茅l cada semana, durante alg煤n tiempo. Despu茅s de varias sesiones de oraci贸n, parec铆a que no hab铆a adelanto en su curaci贸n.

Hasta que lleg贸 un d铆a en que yo estaba en Sicilia, invitado a predicar en el santuario de Nuestra Se帽ora de la Consolaci贸n de Paterno (Catania) y, antes de tomar el avi贸n en el aeropuerto de Catania para regresar a mi casa en Iserna, quise visitar la Roca de Belpasso, un lugar mariano donde se cree que se apareci贸 la Virgen Mar铆a.

No ten铆a mucho tiempo y me recog铆 en oraci贸n intensa. Le habl茅 a Mar铆a de Pascualino. Mi oraci贸n estaba llena de esperanza.

Al d铆a siguiente, despu茅s de haber descansado toda la noche en mi casa, son贸 el tel茅fono y me dijeron con alegr铆a que Pascualino caminaba y que estaba libre del poder del demonio.

Algunos d铆as despu茅s, Pascualino vino con sus familiares a visitarme para poder constatar personalmente el milagro realizado despu茅s de la fervorosa oraci贸n que hab铆a hecho ante la Roca de Belpasso.

Fue para todos una alegr铆a incre铆ble y un milagro extraordinario鈥.

El poder de intercesi贸n de Mar铆a es muy poderoso contra el poder del maligno.

El mismo obispo Andrea Gemma ha afirmado en repetidas ocasiones que el demonio le ha dicho que si no fuera, porque la Virgen lo protege, lo habr铆a aplastado hace mucho tiempo.

Un d铆a, en pleno rito de exorcismo, el pobre paciente estaba en el colmo de su desesperaci贸n a causa de que le echaba agua bendita, lo ung铆a con 贸leo bendito y, sobre todo, invocaba a Mar铆a.

Entonces, empez贸 a llorar, grit贸 volviendo la cabeza hacia la imagen de Mar铆a (no los ojos), y dijo con una afirmaci贸n amargu铆sima para 茅l: Ella lo hace todo.

Eso es lo que muchos santos, como san Bernardo, han dicho hace siglos: Cristo ha querido hacerlo todo por Mar铆a, como si dijera que Jes煤s se da el gusto de darnos todas las gracias y bendiciones por medio de Mar铆a.

Por eso, suele decirse que Mar铆a es la mediadora o medianera de todas las gracias.Sentirlo decir por el demonio ha sido una de las m谩s grandes alegr铆as de mi vida religiosa y sacerdotal, y la confirmaci贸n de un programa de vida que es m铆o desde siempre鈥, seg煤n Gemma.

Por eso, hay que recomendar a todos los liberados del poder del maligno que amen mucho a Mar铆a y recen el rosario.

El rosario, seg煤n dec铆a el santo padre P铆o de Pietrelcina, es un arma formidable contra satan谩s.

Mar铆a Simma, la conocida m铆stica austriaca, que ten铆a el carisma de ver a las almas del purgatorio, que se le aparec铆an para pedirle ayuda, dice:鈥淯n d铆a estaba sentada en mi casa en un sill贸n y tom茅 el rosario para rezarlo.

Como tuve que salir un momento de la habitaci贸n, dej茅 el rosario sobre el sill贸n.

Al regresar, lo encontr茅 anudado de modo incre铆ble. No pod铆a quitar los nudos.

Entonces, le dije a satan谩s: est煤pido, o me deshaces ahora mismo los nudos o te saco inmediatamente diez almas del purgatorio.

Ante mis ojos asombrados, los nudos se desataron y yo pude continuar rezando el rosario.

Cuando veo alguna interferencia de satan谩s en mis cosas, le ordeno en el Nombre de Jes煤s y me obedece inmediatamente鈥.

Ciertamente, el rosario es una de las cosas que m谩s desagrada a satan谩s.

Fuentes:

S煤mate a nuestra Newsletter y recibe las 煤ltimas publicaciones
en tu bandeja de entrada

Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form.

Demonio y Mal y Pecados

Ver todo