Hay tres razones centrales por las que no debi茅ramos dejar de orar constantemente:
- porque la oraci贸n nos da paz en un mundo amenazante;
- porque nos permite obtener las gracias de Dios;
- y porque nos posibilita agradecer nuestra vida a quien nos ha creado y permite que sigamos viviendo.
Para permanecer en un estado de oraci贸n, no es necesario estar siempre recitando oraciones activamente.
Basta transformar cada acto nuestro en una oraci贸n.
驴C贸mo? Ya lo veremos abajo.
casco de obra
En la pr谩ctica, 驴que se requiere de alguien que desea orar siempre?.
Que cada acci贸n se levante hasta el trono de Dios como un acto de homenaje.
Una elevaci贸n de todo nuestro ser a su majestad suprema..Un reconocimiento 鈥 que, aunque no siempre expl铆cito, sea sin embargo real 鈥 de Su soberan铆a.
El acto filial de la criatura que ofrece todo a su Creador y su Padre.

Orar permanentemente con nuestra vida es dar a cada una de nuestras intenciones el m谩ximo de la perfecci贸n sobrenatural que sea humanamente posible.

Y esto se facilita mucho si tratamos de realizar las acciones diarias con la m谩xima profesionalidad de la que seamos humanamente capaces.

En otras palabras, purificar los motivos subyacentes de todas las acciones, y hacer lo mejor en todas las circunstancias.

UNA INTENCI脫N PURA

Nosotros no pensamos lo suficiente en la bondad de Dios.

Cuando reflexionamos sobre la mezquindad de nuestras acciones habituales y el resultado que producen, quedamos alarmados.

驴C贸mo pasamos las veinticuatro horas del d铆a?

En acciones extraordinariamente trilladas. Ocho horas o m谩s en la cama, una o dos en la alimentaci贸n.驴Y qu茅 pasa con el resto del tiempo?

lavando platos

Incluso en el caso de las personas cuyo trabajo es de un car谩cter m谩s exaltado - el artista, el escritor, el poeta .

驴cu谩l es el valor de sus obras a los ojos de Dios, y cuanto de su tiempo se gasta en tareas que no son art铆sticas y en el trabajo creativo?

驴C贸mo es posible acumular m茅rito eterno con nimiedades tales como el barrido de una habitaci贸n, o la cocina, o la explicaci贸n de un libro escolar a un hijo?

Si una intenci贸n sobrenatural se introduce en las acciones, grandes o peque帽as, de la vida cotidiana, es como si se a帽adiera levadura.
Para de inmediato comenzar a tener vida y elevarse hacia el cielo. . Una fermentaci贸n oculta est谩 trabajando en ellas.

Ellas han cambiado desde un detalle insignificante en elocuentes ofrendas de alabanza a Dios todopoderoso.

Lo que era un 谩tomo sin vida es ahora un poema viviente.

De ah铆 en adelante nada es vulgar o vil.

El verso del poeta, la salsa para el almuerzo, la limpieza de la casa, la teorizaci贸n especulativa en la Universidad de la Sorbona, o trabajar vendiendo hot dogs en un puesto en una esquina.

Todo esto pueden ser supernaturalizado.

dibujo de yendo al trabajo fondo

驴Y C脫MO SE LLEVA A CABO ESTE MILAGRO? POR LA INTENCI脫N

De hecho ser铆amos desafortunados si Dios fuera a juzgar nuestros actos por sus propios m茅ritos.

S贸lo a unos pocos privilegiados se les permite hacer grandes cosas.

Seremos juzgados por el motivo de nuestras acciones.

Y lo que es un pensamiento consolador es saber que una existencia sin importancia, inspirada por altos motivos, es incomparablemente mayor que lo que el mundo llama una vida noble, pero que s贸lo est谩 pavimentada con peque帽os motivos.

La totalidad del hombre est谩 en la voluntad que hay detr谩s de los pensamientos y afectos, y no en la escoba, el cepillo, o la pluma.

Feliz es la vida m谩s all谩 del velo, donde el verdadero valor ser谩 la sencillez.
All铆 se manifestar谩 a todos los hombres que esos personajes que realizaron haza帽as sorprendentes en el mundo no son otra cosa que pompas de jab贸n.

No es suficiente admirar la belleza de una buena intenci贸n; debemos darnos cuenta de las dificultades en el camino.

EL MAYOR N脷MERO DE NUESTROS MOTIVOS EST脕N "MEZCLADOS"

El caso del malhechor, que trata de hacer el mal, puede ser puesto a un lado.

Aqu铆 estamos hablando del buen cristiano, del alma ferviente.

No hay duda de que 茅l est谩 en la b煤squeda de Dios, pero no s贸lo de Dios.

Es Dios con la adici贸n de un capricho, una cierta satisfacci贸n de amor propio, o el deseo de bienestar o la vanidad.

El autor de Imitaci贸n de Cristo 聽(Tomas Kempis) recomienda que tengamos un "ojo simple que tiene como objetivo nada m谩s que a Dios".
Es decir, un objetivo exclusivamente sobrenatural, que la multiplicidad de motivos humanos no pueda alterar o perturbar.
limpiabotas

San Ignacio propone el mismo ideal a sus hijos: "Que en todas las cosas, se pueda buscar a Dios, y s贸lo a Dios" .

Tenemos aqu铆 un consejo dado por todos los maestros de la vida espiritual, y que debemos recordarnos a nosotros mismos continuamente.

El Hombre est谩 hecho de esp铆ritu y materia, y esta doble caracter铆stica se hace visible en todo lo que toca.

Debemos mantener una vigilancia sobre este h谩bito y con frecuencia examinar los motivos de nuestras acciones y la pureza de intenci贸n.

Una persona puede preocuparse permanente de lo que otros est谩n pensando de 茅l, lo que le van a decir, o tal vez de lo que debiera decir.

隆Pero si tan s贸lo pudi茅ramos darnos cuenta de lo poco, que como regla general, los dem谩s piensan en nosotros, y a煤n m谩s, cuan carentes de inter茅s son sus opiniones, y cuan poco se merecen influir en nosotros!

El mayor n煤mero de seres humanos est谩 guiado por las sombras. Echemos una luz fuerte sobre ellos.

驴PARA QUI脡N Y CON QU脡 OBJETO ESTOY HACIENDO ESTO?

驴Para ganar una sonrisa de aprobaci贸n de Graciela o juan, para la aprobaci贸n de la se帽ora Fulano de Tal, que a menudo no les importar谩?

隆Acabemos de una vez!

mujer-trabajo

En ciertos casos, es prudente, antes de una acci贸n, hacer un esfuerzo decidido para deshacerse de esta complejidad, si es que existe.

De modo que poco a poco tengamos 茅xito en su supresi贸n con toda naturalidad.

Pero es mejor a煤n, entrar en el h谩bito de actuar de partir de la m谩s alta motivaci贸n.Hay un trabajo que tenemos que hacer.

Puede ser hecho porque es mi deber y la voluntad de Dios; y esto es un motivo perfecto.

O se puede hacer porque es un medio para asegurar mi posici贸n y me permite ofrecer sustento adecuado para mi familia, lo que tambi茅n es un excelente motivo, pero de un orden natural y muy inferior al anterior, que era totalmente sobrenatural.

O, en tercer lugar, se puede hacer porque hace para que la gente piense bien de m铆 y me de la oportunidad de brillar al 聽ojo p煤blico, y esto es un motivo mucho menos honorable.

Es evidente que, si se trata de un caso de una manifiestamente mala intenci贸n que se traga la antigua buena intenci贸n con el fin de destruirla por completo (debemos se帽alar estas dos condiciones), el resultado ser谩 una mala acci贸n, y la gravedad de esto debe ser comprobado de acuerdo con las leyes morales ordinarios que afectan el pecado.

Pero m谩s a menudo, la antigua intenci贸n sigue estando.

Doy limosna por compasi贸n y caridad; pero la segunda intenci贸n que se desliza es que otros puedan verme, por ejemplo.

Pero esto no la destruye totalmente, aunque se altera un poco por la adici贸n de un elemento puramente humano a un acto que de primera era del todo sobrenatural.

La acci贸n sigue siendo buena, pero el m茅rito est谩 algo disminuido por la intrusi贸n de un motivo menos noble.

El m茅todo m谩s sencillo de hacer frente a este intruso molesto es en las palabras de San Bernardo:

"No empiece esto para usted, y no tenga ninguna intenci贸n de terminarlo para usted."
jesus-carpintero

HAZ TU MEJOR ESFUERZO EN TODO

Nos gustar铆a que nuestra vida pudiera ser diferente.

Nos gustar铆a que estuviera llena de otros eventos y tener una carrera variada, que nuestros deberes caseros fueran menos mon贸tonos y de un car谩cter m谩s sorprendente.

No es ning煤n secreto que nadie est谩 contento con su suerte. A todo el mundo le gustar铆a cambiar de lugar con su vecino.

Ahora, Dios no nos pide hacer algo diferente, sino hacer lo que se tiene que hacer de manera diferente.
No cambiar nuestras acciones diarias, sino la manera en que las llevamos a cabo.

Cada uno de nosotros, si examina cuidadosamente su conciencia, descubrir谩 que en muchas ocasiones hay perturbaci贸n o incluso desaliento.

Los santos no se comportan de esta manera.Lo que ten铆a que ser hecho lo hicieron, y aqu铆 est谩 la m谩s elemental, as铆 como la m谩s profunda marca de santidad.

Algunos de ellos logrado grandes cosas, pero no se convierten en santos por esa raz贸n.
Se les permiti贸 hacer grandes obras s贸lo como una recompensa por la fidelidad en las cosas peque帽as.

Hay muchos entre los bienaventurados, como San Juan Berchmans, que son honrados, precisamente porque, en una corta vida, se dieron cuenta de la perfecci贸n en sus acciones ordinarias.

A uno que se le pidi贸 su opini贸n del Padre Chevrier, el evangelista de Marsella, respondi贸: "No s茅 nada de 茅l, excepto que siempre mantiene su puerta cerrada.

La respuesta fue hecha medio en broma, pero era expresiva, lo que implicaba completo autocontrol y fidelidad en las cosas peque帽as.

Viviendo una vida de oraci贸n ininterrumpida que embellezca la monoton铆a gris de nuestros deberes diarios, 驴qui茅n es el que no podr铆a llegar a ser santo de esta manera?

mano que busca a dios fondo

El gran secreto de una vida ferviente es tomar como nuestro ideal la m谩xima:

"Actuar en todas las ocasiones como nuestro Se帽or hubiera actuado si hubiera estado en nuestro lugar".

Y es de se帽alar que esta no es una situaci贸n imaginaria, m谩s o menos ficticia, sino una realidad.Cada uno de nosotros en un estado de gracia es un miembro vivo de Cristo, y por lo tanto los actos que realizamos a partir de un motivo sobrenatural, que es Cristo, nos lleva a 茅l.驴C贸mo Cristo puede cumplir este humilde detalle de mi vida? Tengo que hacerlo de la misma manera.Si adoptamos este consejo como la gu铆a pr谩ctica para nuestra vida, no tendremos que buscar en otro lado el camino a la santidad; 聽no existe un m茅todo m谩s r谩pido o eficaz.Por todo esto que logramos con las acciones diarias lo debemos agradecer.

C脫MO AGRADECER

Si somos cristianos deber铆amos estar agradecidos por lo que Dios hizo, hace y har谩 por nosotros.

驴Y por qu茅 no transformar ese agradecimiento en oraci贸n?

Cuando oramos a Dios con agradecimiento puro, lo estamos reconociendo como Creador y, en ese sentido, lo estamos adorando.

驴C贸mo puedo practicar la gratitud con la oraci贸n de cada d铆a?Comienza con lo peque帽o, recuerda que Dios est谩 en todas las cosas.

Un lugar sencillo para empezar es, "Dios, estoy agradecido por mi trabajo y mi familia."

Antes de continuar, qu茅date con ese sentimiento de agradecimiento por unos momentos.

Considera cada miembro individual de la familia; piensa profundamente c贸mo cada momento de tu d铆a es un regalo de Dios.

Eventualmente puedes pasar a algo m谩s personal, reconociendo los dones que Dios te ha dado en un sentido no-material.

驴Alguna vez ha dado las gracias a Dios por tus dones?"Dios, gracias por el don de鈥".

Por ejemplo hacer amigos, ser bueno en determinada cosa, poder trabajar duro, etc.

Cada peque帽a cosa hace que est茅s feliz por el regalo de Dios.

Naturalmente 茅l sabe esto mejor que t煤. 脡l sabe partes de ti que ni siquiera conoces.

Pero quiere que se lo reconozcas.

S贸lo tienes que orar diciendo "Gracias".

Y tambi茅n Gracias, Dios, por estar en todas las cosas, por la creaci贸n de este mundo, y por la colocaci贸n de m铆 en 茅l, aqu铆 y ahora.

Es sorprendente la rapidez con nuestras bendiciones, grandes y peque帽as, se suman.Y notar谩s cosas que nunca antes hab铆as notado, o que jam谩s te llamaron la atenci贸n.

Esto se debe a que cuando comiences a practicar la gratitud por m谩s cosas en tu vida, inevitablemente, no puedes dejar de llenarte de admiraci贸n por todo lo que Dios ha creado.

M谩s que eso, se obtiene un sentido de conciencia de la presencia de Dios en todo lo que est谩 a tu alrededor, y c贸mo todo est谩 conectado.

Algunos d铆as, lo mejor que podemos hacer es salir de la cama y pensar, "Gracias, Dios, por dejarme ver otro d铆a".

Es un paso peque帽o, pero importante reconocer a Dios su presencia en tu vida, y pedir un poco m谩s cercan铆a a 脡l.

Nuestro agradecimiento es suficiente para Dios, y abre las puertas a una vida interior rica.

S煤mate a nuestra Newsletter y recibe las 煤ltimas publicaciones
en tu bandeja de entrada

Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form.

Reflexiones

Ver todo