Esoterismo, brujer√≠a, satanismo, y los ni√Īos disfrazados‚Ķ
Estamos a pocos d√≠as de Halloween (31 de octubre), el per√≠odo de mayor actividad anual de las sectas demon√≠acas, y esto se da en el momento que los ni√Īos festejan la aparentemente inofensiva fiesta de Halloween, que explota el fen√≥meno de la brujer√≠a.

En realidad nadie puede suponer linealmente que un ni√Īo, que sale con sus amigos al golpear la casa de sus vecinos, disfrazado de brujo, para pedir caramelos, est√° haciendo un culto sat√°nico. Sin embargo, est√° llamando a las fuerzas malignas, se est√° haciendo sensible a estos influjos, y reforzando el clima general de esta semana que va de lo esot√©rico, a lo brujeril y a lo sat√°nico. As√≠ que cuidado con lo que se hace y se dice y especialmente con lo que se le permite a los ni√Īos.

HABLA UN SACERDOTE ESPECIALISTA SOBRE LAS SECTAS SAT√ĀNICAS

Es dif√≠cil catalogar cu√°ntas sectas hay ¬†y con cu√°ntos miembros cuentan. Manuel Guerra, sacerdote y autor del ‚ÄúDiccionario enciclop√©dico de las sectas‚ÄĚ por ejemplo ha contabilizado en Espa√Īa, ‚Äú164 sectas demon√≠acas, pero pero es un fen√≥meno muy l√°bil, porque aparecen. Desaparecen, cambian de nombre.Estas ‚Äúorganizaciones demon√≠acas‚ÄĚ realizan ritos, como la llamada ‚Äúmisa negra‚ÄĚ.

‚ÄúEs la misma Misa del misal cat√≥lico (canon romano) pero con ligeros cambios: uso de Satan√°s en lugar de Dios, padre nuestro que est√°s en el infierno, etc.‚ÄĚ, explica Guerra.

Las misas negras satánicas “pueden tener tres intenciones“:

- Sexual, para que alguien acceda a los deseos sexuales de quien la encarga.- ‚ÄúCompasiva‚ÄĚ, para ayudar a alguien en su salud, bienes materiales, etc.- Da√Īina, para perjudicar a alguien, incluso mediante su muerte violenta.

Casi nunca llegan al asesinato ritual de una v√≠ctima inocente (cuando se da, es un ni√Īo/a o adolescente). Por otro lado, ‚Äúahora es casi imposible descubrirlo a no ser que se les sorprenda en la celebraci√≥n misma del rito, pues se incineran los restos humanos (coraz√≥n y otras v√≠sceras) no ¬īcomulgados¬ī junto con la Hostia consagrada y las cenizas desaparecen por el desaguadero‚ÄĚ.

‚ÄúLa pel√≠cula El d√≠a de la bestia, de Alex de la Iglesia, describe con realismo f√≠lmico -asegura Manuel Guerra- una misa negra con hostia consagrada y sangre de mujer virgen, pero sin asesinato ritual‚ÄĚ.

LAS SECTAS BRUJERILES

Hay otro tipo de sectas m√°s activas actualmente son las sectas brujeriles. Realizan distintos sacrificios de animales.

‚ÄúLas sectas brujeriles, en sus reuniones, sacrifican animales (perros, gatos, etc.) y si la fiesta es muy importante, como la de Halloween, seres humanos, preferentemente ni√Īos, porque no han pecado y son los preferidos de Dios‚ÄĚ, explica el padre Guerra.

El experto en sectas se√Īala que Halloween

es el ‚Äúaquelarre m√°s solemne e importante de las brujas, celebrado en la noche del 31 de octubre. Lo es por se√Īalar el comienzo del A√Īo Nuevo sat√°nico‚ÄĚ.

Por eso, Cristina Kneer, una antigua sacerdotisa bruja que despu√©s se convirti√≥ al catolicismo, aconseja encarecidamente no celebrar dicha fiesta.Seg√ļn afirma Guerra, el demonio suele valerse de la curiosidad. Tambi√©n utiliza la necesidad que sienten las personas de apoyarse en algo sensible y seguro ante circunstancias de inseguridad psicol√≥gica o social, como la adolescencia, juventud, inmigraci√≥n, crisis socioecon√≥mica, etc.Muchas personas acuden a la consulta presencial, telef√≥nica o televisiva de videntes o mediums o empiezan a practicar la ouija jugando o bromeando. Con el tiempo no pocos comprueban que tiene consecuencias no gratas, entre las que se encuentra el miedo, la obsesi√≥n, la dependencia y hasta la posesi√≥n diab√≥lica.Aunque sorprenda -contin√ļa explicando-, la experiencia ense√Īa que quienes consultan a astr√≥logos, mediums, videntes, ouija, etc., al menos los que lo hacen con cierta asiduidad, corren el riesgo de adentrarse por los vericuetos que desembocan en las redes del demonismo en cualquiera de sus manifestaciones (maleficio, infestaci√≥n, pacto, posesi√≥n sat√°nica, etc).

‚ÄúLas creencias y pr√°cticas esot√©ricas hacen perder el verdadero sentido religioso, as√≠ como la pr√°ctica y vida de oraci√≥n. Son incompatibles con la fe en la providencia divina; en la paternidad de Dios, lleno de misericordia incluso con los hijos pr√≥digos, y hasta con la libertad humana. Dejan al hombre sometido a la fatalidad‚ÄĚ.

En la actualidad se practican m√°s de cuarenta variedades de ¬īmancias¬ī, es decir, tipos de adivinaci√≥n: cartomancia (cartas, tarot), cristalomancia (cristales), quiromancia (rayas en la palma de las manos), nigromancia (consultar a los muertos), etc. Otra forma de esoterismo es la magia o creencia en una energ√≠a personal, difusa en el universo, aunque concentrada en algunos lugares, objetos y personas (magos, brujas/os, etc.).

‚ÄúA partir de la Ilustraci√≥n se crey√≥ que el progreso iba a desterrar definitivamente el oscurantismo de las supersticiones, producto de la credulidad religiosa, e incluso a la religi√≥n misma. Pero, a pesar de los avances cient√≠fico-t√©cnicos actuales, nunca como ahora las supersticiones han florecido con tanta frondosidad‚ÄĚ. Hoy ‚Äúse puede tocar madera al subir a un avi√≥n supers√≥nico en el que falta el asiento n¬ļ 13, el de la buena suerte entre las brujas y, tal vez por ello, el de la mala suerte fuera del √°mbito brujeril‚ÄĚ.

PARA LUCHAR CONTRA EL DEMONIO

El padre Manuel Guerra quiere recordar que para luchar contra el Demonio y las sectas demon√≠acas los cristianos pueden:Vivir en gracia. El demonio quiere poseer las almas mediante el pecado, mucho m√°s que los cuerpos. De ah√≠ que un medio eficaz consista en procurar vivir en gracia, huir de las ocasiones de pecado, especialmente de la soberbia (en su triple manifestaci√≥n: orgullo, vanidad, timidez) y de la lujuria.Practicar la caridad. El demonio es ‚Äúel Esp√≠ritu que ha fijado en la negaci√≥n‚ÄĚ (Goethe), o sea, el NO al Amor, a la Verdad y a la Vida, que es Dios, Jesucristo, es decir, el odio, la mentira y la muerte, tan fomentadas y florecientes en nuestros d√≠as cuando tanto prolifera lo demon√≠aco, organizado y sin organizar. Un medio eficaz de luchar contra el Demonio ser√° practicar de veras la caridad (sobrenatural), la veracidad/ sinceridad/transparencia y la defensa de la vida.Hacer oraci√≥n. La oraci√≥n, la vibraci√≥n interior; que facilita el encuentro contemplativo y amoroso con Jesucristo, ‚Äúel √ļnico real y completo vencedor del Demonio‚ÄĚ.Estar informado. Tener informaci√≥n adecuada. La informaci√≥n es una buena prevenci√≥n a no ser en periodos de inmadurez cuando puede convertirse en tentaci√≥n incitadora y hasta en atracci√≥n irresistible. Tanto o√≠r hablar de demonios, Satan√°s, esp√≠ritus, ouija, etc., los adolescentes quieren experimentarlo.Tener una buena formaci√≥n doctrinal cristiana. Por falta de ella el 28% de los j√≥venes (entre 13 y 24 a√Īos) espa√Īoles creen en la reencarnaci√≥n de las almas (encuesta Fundaci√≥n Santamar√≠a, 2004).El dinamismo apost√≥lico, ser ap√≥stol y hacer apostolado.Maduraci√≥n del sentido cr√≠tico. Acostumbrarse y ense√Īar a pensar ¬īcr√≠ticamente¬ī, a leer, a o√≠r la radio, ver televisi√≥n o cine, navegar en Internet, etc., ¬īcr√≠ticamente¬ī, o sea, de acuerdo con un ¬īcriterio¬ī, que, para un cristiano, en cuestiones √©tico-religiosas, debe ser la Revelaci√≥n divina y ‚Äďsi es cat√≥lico- interpretada al trasluz del Magisterio de la Iglesia.

C√ďMO ACT√öAN LAS SECTAS EN EN TIEMPOS DE CRISIS

En momentos de crisis y, por lo tanto, de estrecheces económicas y sufrimiento, proliferan las sectas y los grupos de manipulación psicológica en general, no solo las demoníacas. Disfrazados de terapias, con promesas de encontrar trabajo y estabilidad emocional o para prepararse para un supuesto fin del mundo.Los expertos alertan de que van en aumento y de que se aprovechan de la vulnerabilidad de la gente. Los desempleados son un blanco fácil y los que caen ya no son adolescentes, sino que rondan la treintena.La angustia aumenta y buscan respuestas rápidas. “

Aumenta la desesperaci√≥n y, por lo tanto, las propuestas que dicen que resuelven problemas de manera m√°gica‚ÄĚ, aclara el psic√≥logo Miguel Perlado, de la Asociaci√≥n Iberoamericana para la Investigaci√≥n del Abuso Psicol√≥gico (AIIAP).

Personas sin trabajo, que pasan por una ‚Äúcrisis personal o social‚ÄĚ est√°n en el punto de mira de las sectas. ‚ÄúLa angustia aumenta y buscan respuestas r√°pidas‚ÄĚ, resume Perlado.

‚ÄúCon la crisis son muchos los grupos de manipulaci√≥n que est√°n surgiendo prometiendo trabajo, generaci√≥n de negocio, riqueza y, adem√°s, solventar cualquier problema f√≠sico o psicol√≥gico‚ÄĚ.

Los grupos de manipulaci√≥n que m√°s han proliferado estos a√Īos de crisis son los que proponen falsas terapias.

“Usan términos propios de tratamientos alternativos, porque son un buen gancho“, destaca Perlado, indicando que plantean un reequilibrio corporal y espiritual ante un conflicto emocional y económico.

Tambi√©n los grupos de cariz esot√©rico y m√°gico captan cada vez m√°s adeptos. Ofrecen ‚Äúuna espiritualidad muy difusa‚Äú, basada en un culto a la naturaleza y est√°n liderados por druidas o chamanes que usan encantamientos y sortilegios‚Äúreformulados‚ÄĚ.Si bien las sectas siempre se hab√≠an centrado en captar adolescentes o j√≥venes, ahora las personas que rondan los 30 a√Īos son su blanco. El perfil, pese a ser muy diverso, todav√≠a sigue un cierto patr√≥n: son personas que han sufrido una rotura emocional (sea con la pareja o un traslado de pa√≠s), son idealistas, ‚Äúcon buen coraz√≥n‚ÄĚ, y un nivel de inteligencia medio-alto, resume Miguel Perlado.Fuentes: Religi√≥n en Libertad, 20 Minutos, Signos de estos Tiempos

Haga click para ver las otras noticias

Entre su email para recibir nuestra Newsletter Semanal en modo seguro, es un servicio gratis:

S√ļmate a nuestra Newsletter y recibe las √ļltimas publicaciones
en tu bandeja de entrada

Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form.

Ver todo
Estamos migrando el sitio a una nueva plataforma! :)