Sus errores los pagaron los cristianos y la econom铆a de Egipto.
Desde que comenz贸 la llamada 鈥榩rimavera 谩rebe鈥 en Egipto, sus resultados fueron persecuciones y matanzas a los cristianos, empobrecimiento del pa铆s y su econom铆a, enfrentamientos con decenas de muertos, y ascenso regional del islamismo radical, que contagi贸 incluso a Europa.
manifestacion pro morsi en egipto

驴Un caos dise帽ado por los EE.UU. para debilitar el ascenso de los juhadistas?. Tal vez alguno pudiera pensar en ello, pero lo que en realidad parece haber fallado es la teor铆a ingenua de los norteamericanos, de que si los Hermanos Musulmanes se hac铆an con el gobierno, el ejercicio del gobierno iba a plantar en ellos la semilla de la modernidad, la democracia occidental y el lucro, y dejar铆an de lado sus veleidades religiosas. Pero no fue as铆. Los Hermanos Musulmanes apostaron por el lucro personal pero a su vez por extender la jihad, porque creen a pie juntillas en Mahoma.驴Y que es lo que est谩 atr谩s de este error de la teor铆a? La falta de comprensi贸n que los laicistas estadounidenses tienen sobre el poder de la religi贸n y lo sobrenatural. Su interpretaci贸n es que la religiosidad es una respuesta a problemas econ贸micos y de inserci贸n del individuo en la sociedad, y que en la medida que 茅sta mejore porque accede a m谩s bienes terrenales, es abandonada y crece la laicidad. Esto es lo que lleva a la administraci贸n Obama a privilegiar a los musulmanes tanto fuera como dentro de EE.UU., para su convertirlos en m谩s laicos.La actitud de los hemanos Musulmanes deber铆a dar por tierra la teor铆a ingenua de que se puede 鈥渃omprar鈥 a los jidahistas con dinero y poder para que abandonen su lucha por el predominio del Islam.

LA G脡NESIS DE LA HERMANDAD MUSULMANA

La Hermandad Musulmana fue fundada en 1928 por Hassan al-Banna, un maestro de escuela primaria. El objetivo declarado de la organizaci贸n era derrocar al imperialismo brit谩nico y establecer un estado isl谩mico en Egipto; un estado que eventualmente abarcar el mundo 谩rabe. Aunque los brit谩nicos son ya difuntos, el objetivo nunca ha cambiado.Los Hermanos Musulmanes inicialmente cooperaron con los "oficiales libres" de la revoluci贸n egipcia de 1952, que derroc贸 al rey Faruk y finalmente a los brit谩nicos. Pero a partir de ese momento, la relaci贸n entre los Hermanos Musulmanes y el ej茅rcito egipcio pas贸 de la cooperaci贸n a la rivalidad. Era una cuesti贸n de "qui茅n se tragar谩 a qui茅n". El presidente Gamal Abdel Nasser encarcel贸 a la mayor parte del liderazgo de la Hermandad Musulmana, otros fueron torturados y muertos.Muchos a帽os despu茅s, Hosni Mubarak, el tercer sucesor de Nasser lleg贸 al poder. Mubarak, jefe de la Fuerza A茅rea de Egipto durante la guerra de 1973 con Israel, asumi贸 el cargo en 1981 despu茅s del asesinato por un yihadista isl谩mico egipcio de su predecesor Anwar Sadat.En el trato con los Hermanos Musulmanes, Mubarak implement贸 lo que podr铆a llamarse un "gato por liebre". A veces arrest贸 a sus l铆deres (incluyendo al reciente presidente Mohammed Morsi). Otras veces se les permit铆a ocupar hasta el 25 por ciento de los esca帽os en el Parlamento egipcio; todo sabiendo que no pod铆a confiar en su ideolog铆a mortal.

LLEGAN LOS MOVIMIENTOS DE PROTESTA DE LA PRIMAVERA 脕RABE

Pero en enero de 2011, cuando las masas de j贸venes con educaci贸n salieron a las calles de El Cairo, Alejandr铆a y otras ciudades, la Hermandad Musulmana ten铆a que encontrar la manera de responder. Al principio se quedaron al margen, temiendo que si los "ide贸logos" de la democracia fallaran, entonces el r茅gimen de Mubarak podr铆a venir en pos de ellos. Pero despu茅s de que los adultos j贸venes con educaci贸n secular consiguieron (despu茅s de pagar un alto precio) el derrocamiento de Mubarak, los Hermanos Musulmanes se subieron al carro, alegando la revoluci贸n como algo propio.驴Y qui茅n estaba all铆 para animar a los Hermanos Musulmanes? Nada menos que la administraci贸n estadounidense.

LAS ELECCIONES QUE LLEVAN AL GOBIERNO A MORSI

La administraci贸n del ej茅rcito egipcio durante los diecis茅is meses siguientes a la salida de Mubarak result贸 ser una experiencia desastrosa para los egipcios. As铆 que bajo la presi贸n de la administraci贸n estadounidense, se llevaron a cabo lo que se denomina una "elecci贸n libre y justa".La competencia fue entre un ex jefe de la Fuerza A茅rea, el general Shafik (tambi茅n ex primer ministro bajo Mubarak) y un candidato de la Hermandad llamado Mohammed Morsi. Durante las elecciones, los terroristas se hicieron cargo de muchos de los centros de votaci贸n, especialmente en el Alto Egipto.Les dijeron a los cristianos que si quer铆an vivir, mejor no entraran y votaran. Dicho sea de paso, hicieron lo mismo en el refer茅ndum sobre la nueva Constituci贸n, que los islamistas inventaron como un preludio a la Sharia.De acuerdo con los documentos descubiertos tras la reciente revoluci贸n del 30 de junio, Morsi en realidad perdi贸 la elecci贸n por m谩s de 200.000 votos.Pero la embajadora estadounidense en El Cairo, Anne Patterson, que llevaba a los deseos de sus jefes en Washington, presion贸 al consejo militar para declarar a Morsi como el ganador. La raz贸n era evitar el derramamiento de sangre.

EL FRACASO DE LA TEOR脥A ESTADOUNIDENSE

Desde el 9-11, los pol铆ticos estadounidenses de ambos lados del pasillo han desarrollado este relato que dice:

"Debemos combatir al Islam con el Islam", lo que significa:

"Si se permite que los islamistas gobiernen y se les permite saborear el n茅ctar del poder que han esperado por d茅cadas, se apartar谩n del terrorismo. Dejemos a los islamistas gobernar, y todos viviremos en paz".

Bueno, ahora sabemos que el experimento estadounidense result贸 un fracaso.Doce meses de gobierno islamista han demostrado a la gran poblaci贸n musulmana de Egipto que la pol铆tica equivocada de los ingenuos pol铆ticos norteamericanos s贸lo ha pateado la lata del terrorismo al medio de la calle.Inmediatamente despu茅s de asumir el cargo, Morsi comenz贸 a reemplazar a los profesionales musulmanes moderados en el gobierno por compinches de la Hermandad sin ning煤n conocimiento de c贸mo gobernar.Durante los siguientes 12 meses, la econom铆a se estanc贸, la pobreza aument贸 a un r茅cord en todos los tiempos, y los bkokers comerciales de la Hermandad tomaron todo el dinero extranjero entrante 鈥 ya sea de negocios o ayuda 鈥 y lo distribuyeron entre ellos. Luego pasaron unas migajas a sus seguidores, algunos de los cuales todav铆a est谩n manifestando en contra de la insurrecci贸n popular que elimin贸 a Morsi como presidente. Un presentador de noticias de Egipto afirm贸 que el valor neto de Morsi se hab铆a levantado de la nada antes de las elecciones, a casi dos millones de libras egipcias en la actualidad.No es de extra帽ar que 30 millones de personas, en su mayor铆a musulmanes (muchos de los cuales votaron por Morsi en un esfuerzo por rechazar la dictadura de Mubarak), salieran a las calles. Se dieron cuenta de que acababa de sustituir a un dictador ben茅fico con uno mucho peor.Para colmo de males, Morsi no permitir铆a que la polic铆a o el tribunal enjuiciaran a los yihadistas conocidos en el pa铆s. Y para colmo, cuando 3.000 yihadistas procedentes de Afganist谩n y Libia hicieron su base de operaciones en el desierto de Sina铆, le dijo al ej茅rcito egipcio que no interfiriera con ellos, a pesar de los repetidos ataques y asesinatos de soldados egipcios por estos yihadistas extranjeros.Por supuesto, ahora la Hermandad Musulmana est谩 prometiendo un reino de terror que incluye asesinatos y atentados suicidas. Y sus manifestaciones, reprimidas con violencia por el ej茅rcito, terminan en decenas de muertos como nunca sucedi贸 en la 鈥榩rimavera 谩rabe鈥.Todo esto para mostrar los terribles errores de los estadounidenses, con los europeos detr谩s, que confiaron en una teor铆a ingenua de que los islamistas se iban a plegar a la demogracia de tipo occidental y su ideolog铆a pod铆a coexistir con ella. Eso es algo de lo que los medios occidentales y el gobierno de EE.UU. deber铆an tomar nota.Fuentes: Michael Youssef para Charisma News, Signos de estos Tiempos

Haga click para ver las otras noticias

Entre su email para recibir nuestra Newsletter Semanal en modo seguro, es un servicio gratis:

S煤mate a nuestra Newsletter y recibe las 煤ltimas publicaciones
en tu bandeja de entrada

Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form.

Ver todo
Estamos migrando el sitio a una nueva plataforma! :)