La crisis de los abusos sexuales de sacerdotes est谩 lejos de haber amainado.

Por el contrario, en los 煤ltimos d铆as Argentina se ha visto conmocionada por fuertes denuncias, aceptadas por la Iglesia.

sacerdotes besando el suelo fondo

Quiz谩s el m谩s sonado haya sido el rechazo del Obispo de San Rafael en Mendoza, del comunicado del Instituto del Verbo Encarnado..El comunicado defend铆a a su fundador, el padre Carlos Buela, quien ya fue condenado por el Vaticano por abuso psicol贸gico y abuso sexual perpetrado contra j贸venes sacerdotes.

Esto hace recordar el caso Marcial Maciel, una de las grandes manchas de la Iglesia y cuya historia puedes leer aqu铆. Y tambi茅n esta el caso del Padre Fernando Karadima de Chile.El blog Wanderer a principios de diciembre de 2016 public贸 una nota llamada 鈥淓l humo de Satan谩s鈥.

Donde adem谩s de los abusos de Buela, hace menci贸n al reciente descubrimiento de abusos en el Instituto Pr贸volo para ni帽os sordomudos en Mendoza; de los casos de sacerdotes del clero diocesano, uno de San Rafael y otro de San Isidro; y de otro caso m谩s de abuso de un menor en el Instituto del Verbo Encarnado.

Lamentablemente entre los cat贸licos no es pol铆ticamente correcto hablar de estos temas.Pero S脥 HAY QUE HABLAR, porque el da帽o que estos desviados hacen a la Iglesia es may煤sculo.

Y es tan execrable como el encubrimiento de los culpables que algunos hacen en la Iglesia, as铆 como la persecuci贸n que hacen de quienes denuncian estos casos.

El silencio de los buenos sacerdotes y laicos (que son la mayor铆a) es lo que deja crecer esta lacra.

[caption id="attachment_110971" align="aligncenter" width="500"]

padre-carlos-buela

Padre Carlos Buela, fundados del Instituto del Verbo Encarnado, hallado culpable por el Vaticano[/caption]

Todos estos actos son sat谩nicos y no su denuncia p煤blica como algunos ingenuos - y otros perversos - dicen.

Y lo que tambi茅n se esconde es la vinculaci贸n entre homosexualidad y abuso sexual dentro de la Iglesia.El caso del Carlos Buela es un ejemplo de vinculaci贸n, lee este art铆culo donde hace un tiempo hemos tratado este tema.En 茅l hay un dato muy claro, 80% de las v铆ctimas de abuso sexual son de sexo masculino, por lo tanto una relaci贸n homosexual.Esto justifica la reciente reafirmaci贸n del Papa Francisco de no admitir homosexuales en los seminarios.Tambi茅n la decisi贸n del obispo de Irlanda de quitar a sus seminaristas del seminario interdiocesano por la cultura gay que impera all铆, ver aqu铆. Porque en la Iglesia suceden cosas como esta denunciada por Infovaticana, que el arzobispo de Santiago de Compostela (Mons. Juli谩n Barrio) orden贸 a dos seminaristas gay militantes que viven en pareja.

Esto nos lleva a otra noticia de un sacerdote escoc茅s, el Padre Matthew Despard, que fue suspendido del ministerio despu茅s de escribir un libro, en el 2013, sobre la influencia homosexual en la Iglesia de Escocia.

El Padre Despard fue suspendido en noviembre de 2013 de su puesto en la parroquia San Juan Ogilvie en Blantyre.El Obispo Joseph Toal de Motherwell dijo que la suspensi贸n estaba justificada porque el padre Despard hab铆a 鈥減erjudicado a la buena reputaci贸n de un n煤mero de personas, tanto laicos y el clero鈥. Pero hab铆a apelado la decisi贸n y se hab铆a mantenido en la parroquia. Ahora, con sus apelaciones can贸nicas agotadas, que le est谩 siendo ordenado desalojar la parroquia.[caption id="attachment_110970" align="aligncenter" width="500"]

matthew-despard

Padre Matthew Despard denunciante en Escocia[/caption]

DENUNCIA DE LA CULTURA DE INTIMIDACI脫N DE SACERDOTES GAYS A OTROS SACERDOTES

En su libro Sacerdocio en Crisis, que 茅l mismo Padre Despard public贸 en Internet, acus贸 a los sacerdotes homosexuales intimidar a otros en el clero. El libro - que apareci贸 justo cuando renunci贸 el cardenal Keith O'Brien, despu茅s de haber admitido la mala conducta homosexual - habla sobre la influencia de los homosexuales dentro del clero de Escocia.

El libro habla sobre sus experiencias con el lobby de sacerdotes gays dentro de la Iglesia Cat贸lica, que se une a otros que ya lo han denunciado, ver aqu铆, aqu铆, aqu铆, aqu铆, aqu铆 y aqu铆.

El Padre Matthew Despard, de Escocia, dice que la mala conducta sexual es moneda corriente en toda la iglesia y una 鈥減oderosa mafia gay鈥 intimida y amedrenta a otros sacerdotes.

Lo ponemos a tu discernimiento.

[caption id="attachment_110969" align="aligncenter" width="500"]

cardenal-keith-obrien

Cardenal Keith O'Brien hallado culpable de conducta homosexual[/caption]

EL DENUNCIANTE

Un sacerdote ha acusado a la Iglesia Cat贸lica en Escocia de encubrir una cultura de acoso sexual por una mafia gay de gran alcance.

El Padre Mateo Despard, de 52 a帽os, dice que la mala conducta sexual ha sido moneda corriente en los seminarios menores, donde los sacerdotes fueron entrenados por d茅cadas.

Y afirma que cuando 茅l alert贸 a las autoridades de la Iglesia sobre una conducta sexual inapropiada, no se hizo nada.

El P. Despard, ex p谩rroco de la parroquia de San Juan Ogilvie en High Blantyre dice que teme por el futuro de su Iglesia si no se toman medidas para poner fin al esc谩ndalo.

[caption id="attachment_88475" align="aligncenter" width="500"]

maciel-desaparece-de-la-legion

Marcial Maciel, fundador de los Legionarios de Cristo, el mayor esc谩ndalo de la Iglesia en los 煤ltimos tiempos[/caption]

EL LIBRO DE LA DENUNCIA Y DEL ESC脕NDALO

脡l ha tomado la dif铆cil decisi贸n de publicar el libro sobre sus experiencias, que le llam贸 鈥淪acerdocio en Crisis鈥.

脡l admiti贸 que hab铆a luchado con su conciencia antes de seguir adelante con la publicaci贸n.

El libro fue escrito por primera vez en 2010, pero fue publicado por 茅l mismo en la tienda de Amazon Kindle a ra铆z de la renuncia del cardenal Keith O鈥橞rien. Pero Amazon luego lo quit贸 de la venta.

El punto central del libro es que un 鈥減oderoso lobby gay鈥 estaba operando en la parte superior de la Iglesia Cat贸lica en Escocia y es responsable del acoso sexual.

En el libro, el P. Despard escribe:

Mi preocupaci贸n es que si no hacemos nada frente a lo que sucede en la realidad, la Iglesia sufrir谩 un da帽o enorme.

Las acusaciones que he estado haciendo puede parecer intolerable para algunos y realmente me cuesta hacerlas.

Una y otra vez, tengo que seguir convenci茅ndome a m铆 mismo de seguir escribiendo a pesar del car谩cter perjudicial de lo que tengo que decir.

Pero gran parte del estado problem谩tico del sacerdocio proviene de los seminarios menores.

Donde la capacitaci贸n tiene lugar aislado del mundo y donde el abuso se hizo tan com煤n que muchos tuvieron que ser cerrados.

La Iglesia cat贸lica en Escocia, y me da verg眉enza admitirlo, se ha justificado en los peri贸dicos cat贸licos diciendo mentira tras mentira, negando acusaciones de que son verdaderas.

Y alegando que ha sido difamada cuando los hechos denunciados en la prensa son simplemente verdad.

Las revelaciones impactantes del sacerdote fueron consideradas otro golpe a la jerarqu铆a de la Iglesia, que se estaba recuperando de las afirmaciones de que el cardenal O鈥橞rien trat贸 de seducir a un n煤mero de sacerdotes que estaba entrenando.

El ex arzobispo de 78 a帽os de edad, tuvo que dejar el arzobispado de St. Andrews y Edimburgo, despu茅s de las acusaciones que emergieron por parte de sacerdotes antiguos y actuales.

[caption id="attachment_110966" align="aligncenter" width="500"]

padre-fernando-karadima-de-chile

Fernando Karadima, hallado culpable y sentenciado por la Iglesia a una vida de penitencia y loraci贸n[/caption]

LOS QUE RECHAZAN LOS AVANCES SON CONGELADOS O INTIMIDADOS

El P. Despard dice en su libro que 茅l fue v铆ctima de acercamientos inadecuados durante su 茅poca de seminarista.

Y afirma que los sacerdotes nuevos o seminaristas que rechazan los avances de otros son congelados y sujetos de intimidaci贸n.

脡l revela que su primer encuentro con un comportamiento inadecuado se produjo cuando 茅l era estudiante en la universidad de Chesters 鈥 m谩s tarde llamado Colegio Escoto 鈥 en Bearsden a finales de 1980.

脡l escribi贸:

Uno de los estudiantes intent贸 besarme cuando yo estaba all铆. Yo no sab铆a qu茅 hacer con eso, si estaba jugando conmigo o tal vez me pon铆a a prueba.

As铆 las cosas, la 煤nica respuesta que pod铆a dar era que yo no era de tal inclinaci贸n para tener ese tipo de comportamiento.

Pero 茅l afirma que despu茅s de expresar su disgusto, se convirti贸 en una v铆ctima de abuso verbal, as铆 como de intimidaci贸n.

脡l dijo:

Me hizo mucho m谩s consciente de los tipos de personas que me estaban acosando y me puse a observar muchos indicadores expl铆citos de conductas homosexuales que me impactaron.

No pude dejar de notar que hab铆a grupitos de estudiantes con tendencias homosexuales que ten铆an maneras de manipular a los estudiantes heterosexuales, volviendo unos contra otros.

[caption id="attachment_110967" align="aligncenter" width="500"]

padre-matthew-despard

Padre Matthew Despard, el denunciante[/caption]

DESALIENTAN A LOS QUE NO COMPARTEN SUS INCLINACIONES

Durante su tiempo en el seminario, el P. Despard dice que vio a numerosos alumnos dejar por completo.

Dijo que a un hombre joven se le dijo que no ten铆a vocaci贸n y se le pidi贸 que dejara despu茅s de hacer una queja sobre un avance inapropiado.

Y agreg贸:

Me enter茅 de que hab铆a sido v铆ctima de otro seminarista de primer a帽o.

Se neg贸 a cumplir con su comportamiento sexualmente ambivalente y fue sometido a tal punto de rid铆culo que hab铆a perdido toda su confianza.

脡l opt贸 por dejar en lugar de seguir soportando el acoso.

cuello de sacerdote

UNA EXPERIENCIA QUE TERMINA CON UNA AMENAZA Y ACOSO

El P. Despard dijo que un alto cl茅rigo tambi茅n avanz贸 hacia 茅l durante uno de sus periodos de pr谩cticas como sacerdote en el oeste de Escocia.

Dijo que era dif铆cil trabajar con ese hombre, y lo amenaz贸 despu茅s de que rechaz贸 un intento repentino para besarlo.

脡l escribi贸:

Yo lo estaba pasando en el pasillo de camino a mi habitaci贸n cuando 茅l se detuvo de pronto y luego me abraz贸.

No era el abrazo de costumbre social al que yo estaba acostumbrado sino algo mucho m谩s 铆ntimo.

Al principio pens茅 que su madre hab铆a muerto鈥 Pero 茅l se mov铆a como si me diera un beso.

Yo encontr茅 esto profundamente perturbador y puse mis manos sobre sus hombros y lo empuj茅 hacia atr谩s.

Estaba furioso de inmediato, gritando y gesticulando. 脡l dijo:

鈥楢s铆 que es cierto acerca de ti. Bueno, no te preocupes, Despard, pronto te voy a arreglar. Te conseguiremos. Vamos a destruirte a ti y a tu familia鈥.

Yo pod铆a ver la ira real en sus ojos y me qued茅 estupefacto.

El retrocedi贸 y se fue caminando por el pasillo a su habitaci贸n, y me dej贸 all铆 de pie sorprendido y confundido.

La homosexualidad ha sido rampante en el seminario y yo he sufrido aislamiento y falta de respeto porque me negu茅 a aceptar cualquier avance.

Despu茅s de mi rechazo a sus fuertes avances, la vida para m铆 se convirti贸 en una miseria.

En retrospectiva, ahora me parece que el momento en el pasillo marc贸 el inicio de una campa帽a que, si bien no de forma significativamente abierta, fue psicol贸gicamente brutal.

sacerdote mostrando el santisimo fondo

LAS AUTORIDADES

El P. Despard dice que alert贸 a las autoridades reclamando que hab铆a sido v铆ctima por no aceptar las propuestas sexuales realizadas hacia 茅l en el seminario.

Afirma que despu茅s de hacer su queja verbalmente a una figura mayor de la iglesia, el hombre comenz贸 a 鈥渂ravuconear鈥, pero no investig贸 su denuncia.

Y a帽adi贸 que pensaba que en el caso del p谩rroco que lo quiso besar, ser铆a in煤til acudir a las autoridades por ayuda, ya que su atacante era parte de un 鈥渃铆rculo interno鈥 y ser铆a protegido.

En otra capilla, dice que fue agredido verbal y f铆sicamente por el novio de un sacerdote.

sacerdote en adoracion

ACEPTA SACERDOTES HOMOSEXUALES, PERO NO SU COMPORTAMIENTO DE ACOSO

El P. Despard insiste en que 茅l no escribi贸 el libro para difundir el odio a la homosexualidad.

脡l dice:

No tengo ning煤n problema con los sacerdotes cuya natural orientaci贸n es homosexual.

D贸nde yo trazo la l铆nea est谩 en la actuaci贸n de estas inclinaciones, eso est谩 mal.

Es contrario a la regla del celibato y trae gran esc谩ndalo a las parroquias donde las actividades de estos sacerdotes se han dado a conocer.

Pero agreg贸 que el encubrimiento y la corrupci贸n desmerecen el sacerdocio.

Fuentes:

驴Te gust贸 este art铆culo? Entra tu email para recibir nuestra Newsletter, es un servicio gratis:

S煤mate a nuestra Newsletter y recibe las 煤ltimas publicaciones
en tu bandeja de entrada

Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form.

Ver todo
Estamos migrando el sitio a una nueva plataforma! :)