Numerosas personas de buena reputación han contado experiencias de ángeles con forma humana.

Que se les han aparecido con el mismo mensaje.

En la mayoría de los casos, los ángeles aparecieron para proporcionar ayuda en una situación angustiosa.

Sin embargo, varios de los incidentes, son particularmente interesantes porque contienen un mensaje sobre Cristo.

Literalmente, la palabra ‚Äú√°ngel‚ÄĚ significa ‚Äúmensajero‚ÄĚ.

reloj casi dando las 12

En cada caso, el √°ngel pronunci√≥ b√°sicamente el mismo sorprendente anuncio, la pronta vuelta del Se√Īor Jesucristo.

ENCUENTRO #1

Ocurri√≥ en el √°rea de Atlanta, Georgia, en la I-285 cerca de la "Spaghetti Junction".Una se√Īora pasa por una autoestopista, sin pensar en detenerse ante una persona parada all√≠.Pero oy√≥ una voz que dec√≠a: "rec√≥gelo". Ella no se detuvo, sino que sigui√≥ adelante. Sin embargo, volvi√≥ a o√≠r la voz: "Te dije que lo recogieras".

nube con forma de angel

Entonces ella se sinti√≥ obligada a volver.Volvi√≥ a la autopista, por un camino de acceso.Ella pens√≥ que ser√≠a poco probable que la persona todav√≠a estuviera all√≠, pero s√≠ lo estaba, ella lo recogi√≥. Se meti√≥ en el coche.Charlaron durante unos momentos, y despu√©s de una breve pausa, el desconocido dijo: "¬ŅSabes que el Se√Īor Jesucristo viene pronto?".Al o√≠r esto, la mujer mir√≥ hacia el desconocido, pero √©l no estaba all√≠.De repente inexplicablemente desapareci√≥.Ella estaba tan agitada que tuvo que salirse de la autopista.Despu√©s de estar all√≠ un par de minutos tratando de recuperar la compostura, un polic√≠a se detuvo detr√°s de ella.Se baj√≥ de su coche, se acerc√≥ a la ventana y le dijo: "Se√Īora, ¬Ņhay alg√ļn problema?".Ella respondi√≥: "Oficial, si le dijera lo que me ha pasado, no lo creer√≠a."

El polic√≠a pidi√≥ que le dijera de todas maneras..Ella describi√≥ lo que hab√≠a sucedido..√Čl respondi√≥:."Se√Īora, normalmente yo hubiera cre√≠do que Ud. era una de las personas m√°s incre√≠bles que hubiera visto, pero usted es la s√©ptima persona hoy que me da este mismo informe."

vista de angle

ENCUENTRO #2

Se llev√≥ a cabo en Tennessee.Sucedi√≥ justo despu√©s de la medianoche el 26 de marzo de 1993, a Vincent Tan, qu√≠mico anal√≠tico que trabaja en Chattanooga.En la noche del jueves 25 de marzo de 1993 Vincent estaba trabajando hasta tarde en el laboratorio para realizar las pruebas que deb√≠an presentar el viernes.Durante la tarde movi√≥ su coche cerca de la puerta principal del edificio, ya que hab√≠a habido recientemente actividad delictiva en la zona.De vez en cuando miraba por la ventana hacia el aparcamiento casi vac√≠o para ver su coche.A las 1:30 am termin√≥ el trabajo en su laboratorio.Cuando se dispon√≠a a cerrar la puerta, vio a una persona de pie en el lado del pasajero de su coche.Vincent asumi√≥ que el hombre estaba tratando de robar su coche.Se√Īal√≥ que el desconocido era de mediana estatura con cabello cortado, limpio, ten√≠a una camiseta, pantalones vaqueros y zapatillas de tenis blancas.Inseguro de qu√© hacer, volvi√≥ a entrar en el laboratorio y or√≥: "Se√Īor, ay√ļdame a hacer lo que tenga que hacer. ¬ŅTengo que usar chi-sao?"Chi-sao es una forma de arte marcial en el que Vincent es competente.Para estar m√°s seguro, mir√≥ alrededor del laboratorio y cogi√≥ una barra de metal de 18 pulgadas y sac√≥ la cabeza por la puerta.√Čl dijo: "Hola, ¬Ņpuedo ayudarle?"El desconocido le respondi√≥: "Hola, Vincent."Sorprendido, pregunt√≥ Vincent, "¬ŅTe conozco?"El desconocido le respondi√≥: "En realidad no.""¬ŅCu√°l es tu nombre? ¬ŅQui√©n eres t√ļ?" Vincent pregunt√≥.El desconocido dijo: "Tengo tu nombre de tu escuela primaria y secundaria."Y a√Īadi√≥: "Soy un amigo. No tienes que usar chi-sao o la varilla en m√≠." Su voz ten√≠a autoridad inusual, y parec√≠a que sab√≠a la pregunta antes de que se le hiciera.Ahora Vincent estaba realmente asustado. Nadie, ni siquiera su mejor amigo en este pa√≠s, estaba familiarizado con el chi-sao.Y nadie siquiera sab√≠a que √©l lo sab√≠a.Adem√°s, no hab√≠a ninguna manera que el desconocido hubiera podido ver la barra detr√°s de la espalda.Vincent luego se da cuenta que el desconocido hab√≠a utilizado la terminolog√≠a ("la escuela primaria y secundaria") de Singapur y no de los EE.UU., y que el nombre de su escuela en Singapur era San Gabriel.El desconocido le dijo que su nombre era Gabriel."¬ŅC√≥mo sabes eso?" pregunt√≥ Vincent."Lo s√©", respondi√≥ el extra√Īo."Por cierto, tu mam√° est√° muy bien". Vincent se sobresalt√≥ de nuevo. Apenas una semana antes, su hermana hab√≠a llamado desde Singapur diciendo que su madre tuvo complicaciones del coraz√≥n y Vincent hab√≠a estado muy preocupado por ella.Gabriel continu√≥: "T√ļ amas mucho al Se√Īor, ¬Ņno?""As√≠ es" respondi√≥ Vincent."√Čl te quiere mucho, tambi√©n", dijo Gabriel.

Luego agreg√≥: "√Čl viene muy, muy pronto"..Parec√≠a hacer hincapi√© en "muy pronto".

Vincent respondi√≥: "Eso es genial".Gabriel luego pregunt√≥: "¬ŅPuedo tener un vaso de agua?"

Vincent dijo: "Claro", y volvi√≥ un momento para traer el agua..Luego se decidi√≥ invitar al extranjero al interior para beber de la fuente de agua..Se volvi√≥ a invitarle pero Gabriel no estaba all√≠..De repente e inexplicablemente desapareci√≥..Vincent no hab√≠a vuelto la cabeza durante m√°s de tres segundos..No hab√≠a lugar donde el extra√Īo pod√≠a haberse ido.

Desconcertado, y sin querer volver a entrar en el laboratorio, Vincent puso la varilla met√°lica atr√°s de la puerta principal y se dirigi√≥ a su casa en las afueras de Chattanooga.Cuando regres√≥ a trabajar m√°s tarde esa ma√Īana, se pregunt√≥ si hab√≠a so√Īado toda la experiencia.Como cient√≠fico, √©l quer√≠a demostrar si realmente hab√≠a sucedido.Cuando lleg√≥ al edificio, se encontr√≥ con la barra de metal situada junto a la puerta justo donde la hab√≠a dejado. Sab√≠a que no hab√≠a so√Īado.Al entrar en el laboratorio, lo primero que hizo fue encerrarse en la sala de descanso y de rodillas dijo en oraci√≥n. "Mu√©strame qu√© hacer, Se√Īor. S√© lo que recuerdo. Si se supone que debo compartirlo, tengo que creerlo", declar√≥ Vincent.Luego se sent√≥ en su computadora registr√≥ cada palabra que dijo y todo lo que hab√≠a sucedido.Esa noche, 26 de marzo de 1993, en un sue√Īo Vincent revivi√≥ la experiencia, vi√©ndose a s√≠ mismo, palabra por palabra, escuchando toda la conversaci√≥n.Se despert√≥ a las 3:30 am y escribi√≥ todas las palabras del sue√Īo y la descripci√≥n del extranjero.Lo que escribi√≥ en el sue√Īo confirm√≥ todos los detalles que hab√≠a escrito antes.Adem√°s, una semana despu√©s de la experiencia, se enter√≥ de que su madre hab√≠a recibido una cirug√≠a y se hab√≠a recuperado muy bien.Y que la decisi√≥n m√©dica sobre su condici√≥n se produjo una semana antes, aproximadamente a la misma hora en que estaba hablando con Gabriel.

ENCUENTRO #3: SEGUNDO DE VINCENT

Vincent que ha tenido otro encuentro, esta vez con un √°ngel sin nombre, el jueves 23 de diciembre de 1993.Al igual que el anterior, el siguiente es un registro exacto de lo que pas√≥ y las palabras intercambiadas.Hay dos eventos que tienen relaci√≥n con este.En primer lugar, en julio de 1993, Vincent tuvo un sue√Īo. Se vio de pie en la puerta de una habitaci√≥n grande. Vio muchas velas, pero no todas ellas estaban encendidas. Se pregunt√≥ a s√≠ mismo en el sue√Īo por qu√© las velas apagadas.Entonces oy√≥ una voz triste detr√°s de √©l diciendo: "Si tan s√≥lo todos ellas estuvieran iluminadas." Se dio la vuelta, pero no vio a nadie.Una semana m√°s tarde, tuvo exactamente el mismo sue√Īo.Vincent comparti√≥ los sue√Īos en su estudio de la Biblia y dijo que esperaba que alg√ļn d√≠a que el Se√Īor le mostrar√≠a el significado de los sue√Īos.En segundo lugar, tres meses despu√©s, en octubre de 1993 un conductor varado salud√≥ Vincent y le pidi√≥ que le ayudara a poner en marcha el coche. Vincent se detuvo, pero no ten√≠a un cable.Sin embargo, Vincent le pregunt√≥ al hombre si cre√≠a en Dios.El hombre le pregunt√≥ qu√© pod√≠a hacer Dios.Vincent le dijo que si cre√≠a que Dios podr√≠a ayudar en una situaci√≥n de este tipo, se lo pedir√≠a.As√≠ Vincent or√≥ en voz alta ayuda a Dios. Despu√©s del rez√≥ Vincent not√≥ una percha en el camino.De alguna manera, √©l encontr√≥ la forma de romper el gancho de ropa en dos y usar una parte para conectar las terminales positivas y la otra parte para tocar las dos carrocer√≠as.El coche del hombre encendi√≥. Mir√≥ a Vincent y le dijo: "Usted seguro tiene un Dios poderoso."Vincent dijo: "Claro que s√≠. Todo lo que tenemos que hacer es creer en √Čl".El hombre dijo: "Voy a tener que pensar en eso", y se fue.Dos d√≠as m√°s tarde, Vincent recibe un cable de puente para su camioneta.Pero hay m√°s el 23 de diciembre de 1993. Poco despu√©s de las 11 del 23 de diciembre 1993, Vincent estaba en su camioneta regresando de visitar a un amigo cerca de Chattanooga.A unos cuatro kil√≥metros de distancia de la casa del amigo, vio un cami√≥n junto a la carretera con un anciano, que estim√≥ en alrededor de 75 a√Īos de edad, de pie delante de √©l.Vincent fue siempre cuidadoso de detenerse junto a extra√Īos, y cree que uno debe realmente ser guiado por el Se√Īor para hacerlo.Sin embargo √©l sinti√≥ que deb√≠a parar. Se acerc√≥ al hombre y le pregunt√≥ si le pasaba algo, a lo que el hombre respondi√≥ que ten√≠a bater√≠a muerta. Vincent le pregunt√≥ si pod√≠a ayudar de alguna manera.

angelvisita

El hombre le pidi√≥ Vincent su cable de puente de la camioneta. Vicente se sorprendi√≥ de que √©l dijera esto, como si supiera que Vincent ten√≠a un cable de puente, especialmente desde que hab√≠a obtenido recientemente uno.El propio Vicente se hab√≠a olvidado de que ten√≠a el cable, pero cuando el anciano se lo pidi√≥, lo record√≥.Estaba muy oscuro y Vincent tuvo que usar la linterna para ver y conectar su extremo del cable.Luego se dio la vuelta para descubrir que el hombre ya hab√≠a conectado su terminal del cable, incluso en la oscuridad y sin linterna.Eso parec√≠a imposible, y sobresalt√≥ a Vincent.Vincent dijo: "Tengo que hacer algo por primero."El hombre lo mir√≥ y dijo: "Lo hice ya."Y Vincent dijo: "¬Ņqu√©?"El hombre dijo: "Yo puse los ladrillos en sus neum√°ticos. Eso es lo que quieres, ¬Ņno?" El hombre no ten√≠a forma de saber que Vincent ten√≠a dos ladrillos en su camioneta y que quer√≠a bloquear sus neum√°ticos con ellos. Porque no se fiaba de su freno de mano, debido a que el equipo tendr√≠a que estar en punto muerto para arrancar el otro cami√≥n.Vincent comprob√≥ y descubri√≥ que el hombre hab√≠a puesto los ladrillos exactamente detr√°s los neum√°ticos como Vincent quer√≠a.En este punto, Vicent estaba convencido de que no era una persona natural. Y despu√©s de la experiencia en marzo, Vincent hab√≠a decidido que si alguna vez el Se√Īor le daba el privilegio de otro encuentro con un √°ngel, ten√≠a muchas preguntas que quer√≠a preguntar.Pero una sensaci√≥n repentina vendr√≠a sobre √©l y alguna fuerza hizo que su boca se mantuviera cerrada. √Čl no fue capaz de decir nada, sino s√≥lo responder lo que el anciano quer√≠a o dec√≠a.Vincent estaba listo para arrancar la camioneta, y el anciano dijo: "¬ŅPodemos esperar en su camioneta hasta que mi camioneta quede cargada?"Vincent estuvo de acuerdo y se sentaron en su camioneta.El anciano habl√≥ primero y dijo: "¬ŅPodemos orar? Dios puede hacer milagros - incluso encender un coche con un gancho de ropa." En el incidente anterior en el que Vincent us√≥ la percha era un coche y no una camioneta. Ante esto, Vincent se dijo a s√≠ mismo que ese desconocido deb√≠a ser un √°ngel.

El anciano or√≥: "Oh sant√≠simo y poderoso Dios que est√°s en el cielo, sabemos que estas viniendo muy, muy pronto..Ay√ļdanos ahora en tu propio tiempo y forma. En el Nombre de Jes√ļs, Am√©n...."

Vincent dijo que la voz del hombre era tan poderosa y segura que le produc√≠a escalofr√≠os.Despu√©s de la oraci√≥n el hombre pregunt√≥ a Vincent, "¬ŅNo crees que el Se√Īor viene pronto?"Vincent dijo que s√≠.Entonces el hombre dijo: "√Čl viene muy, muy pronto, y tenemos que estar preparados ahora y siempre." Luego dijo: "¬ŅPuedo usar la Biblia?" Vincent estuvo de acuerdo, entonces, sin ninguna palabra de Vincent el hombre meti√≥ la mano en la guantera de la camioneta de Vincent y sac√≥ la Biblia, ya sab√≠a d√≥nde estaba situada.El hombre le pregunt√≥ a Vincent, "¬ŅLees la Biblia.?"Vincent respondi√≥ que √©l trataba de leerla todos los d√≠as.El hombre dijo: "Eso es muy bueno. Es lamentable que muchos no hagan eso. Tener estudios de la Biblia es como estar en una habitaci√≥n grande con muchas velas que se encienden." Vincent sab√≠a que ten√≠a la respuesta de Dios sobre sus sue√Īos seis meses antes.Las velas apagadas significaban que mucha gente no pasaba mucho tiempo en el estudio de la Palabra de Dios.Ahora Vincent no ten√≠a absolutamente ninguna duda de que se trataba de un √°ngel.Estaba muy oscuro, pero el hombre tom√≥ la biblia del Rey James de Vincent, y sin buscar, volc√≥ inmediatamente a la p√°gina exacta, de San Mateo, cap√≠tulo 24.Entonces Vincent ilumin√≥ con la linterna en la p√°gina mientras el hombre le√≠a el vers√≠culo 36: "Pero de aquel d√≠a y hora nadie sabe, ni aun los √°ngeles de los cielos, sino s√≥lo mi Padre."Luego salt√≥ al vers√≠culo 42: "Velad, pues, porque no sab√©is a qu√© hora ha de venir vuestro Se√Īor."Luego de nuevo, como si supiera exactamente d√≥nde estaba la p√°gina, sin necesidad de buscarlo fue a Juan, cap√≠tulo 14, y ley√≥ los vers√≠culos 1-3:"No se turbe vuestro coraz√≥n. Cre√©is en Dios, creed tambi√©n en m√≠. En la casa de mi Padre hay muchas moradas; si as√≠ no fuera, yo os lo hubiera dicho. Yo voy, pues, a preparar lugar para vosotros. Y cuando os preparare el lugar, vendr√© otra vez, y los tomar√© conmigo, para que donde yo estoy, vosotros tambi√©n est√©is".Despu√©s incre√≠blemente fue directamente a Apocalipsis 3, verso 11, y ley√≥:"He aqu√≠ yo vengo pronto. Ret√©n lo que tienes, para que ninguno tome tu corona".Con eso, el hombre puso la Biblia en la guantera. Vincent reflexion√≥ que los tres pasajes, y todo lo que el hombre dijo, era sobre el regreso del Se√Īor.Despu√©s de la lectura, el hombre dijo: "La camioneta est√° lista". Puso en marcha la camioneta y Vincent dijo que lo seguir√≠a por un tiempo para asegurarse de que todo estaba bien.El hombre dijo: "Muchas gracias por su ayuda. Por cierto, he dejado un peque√Īo regalo para usted. Ser√° suficiente para llenar su coche ma√Īana".Eso era extra√Īo, porque no hab√≠a manera de que el hombre supiera que Vincent ten√≠a un coche, adem√°s de su camioneta.Vincent sigui√≥ una milla detr√°s de las luces traseras del hombre claramente a la vista, entonces, cuando iban en una curva, de repente desapareci√≥ de la vista. √Čl y su camioneta desaparecieron.Pensando que su visi√≥n podr√≠a haberse obstruido por √°rboles o algo as√≠, Vincent lleg√≥ incluso volver al d√≠a siguiente durante la luz del d√≠a para ver todo.No hab√≠a √°rboles ni nada obstruyendo su visi√≥n. No hubo ninguna explicaci√≥n humana.Tambi√©n al d√≠a siguiente, como siempre lo hace el viernes, Vincent llev√≥ su coche a la estaci√≥n de servicio para llenar el tanque con gasolina, para que estuviera lleno para el fin de semana.Se hab√≠a olvidado de lo que hab√≠a dicho el hombre que hab√≠a dejado "para llenar su coche ma√Īana". Vincent puso U$S 2,32 de gasolina en su coche, y luego trat√≥ de redondearlo a U$S 2,35 o U$S 2,40. Pero s√≥lo lo pudo hacer hasta $ 2.34 y se detuvo.Vincent se march√≥ para visitar la casa de un amigo, pero record√≥ que hab√≠a dejado de regalo de Navidad de su amigo en su camioneta, as√≠ que se fue a casa.Cuando lleg√≥ a casa, Vincent decidi√≥ limpiar un poco su camioneta antes de salir.Al hacerlo, se encontr√≥ con algo de dinero en el asiento delantero, al lado del pasajero, debajo de la guantera. El dinero se compon√≠a de dos billetes de un d√≥lar y monedas, exactamente U$S 2,34.

Louis Janmot, √Āngeles

ENCUENTRO #4: TERCER ENCUENTRO DE VINCENT

Vicente tuvo otra experiencia incre√≠ble en las primeras horas de la ma√Īana delDomingo, 13 de septiembre 1998.√Čl hab√≠a estado trabajando hasta tarde terminar algunos trabajos urgentes.Dej√≥ el trabajo alrededor de la 1 am. Cuando lleg√≥ fuera, de repente se dio cuenta de que hab√≠a dejado las llaves sobre la mesa, pero no fue capaz de volver a entrar por el bloqueo autom√°tico de la puerta. As√≠ que no ahora pod√≠a ni volver a entrar, ni conducir su camioneta. √Čl or√≥ para que el Se√Īor abriera su camioneta, pero no pas√≥ nada.Cruz√≥ la calle hasta un tel√©fono p√ļblico, pero descubri√≥ que hab√≠a sido objeto de vandalismo. Se acord√≥ de su tel√©fono celular en su mochila y lo sac√≥. Vincent se dio cuenta de que hab√≠a dejado la bater√≠a en casa para ser recargada (un viejo modelo), y no pod√≠a operar, por supuesto, sin la bater√≠a.Sin embargo, √©l or√≥ y pidi√≥ a Dios que le permitiera hacer una llamada. Tan pronto como √©l oraba, se dio cuenta de que el tel√©fono milagrosamente se ilumin√≥, y llam√≥ a un amigo para que lo recogiera.El amigo accedi√≥ a hacerlo.Vincent se sent√≥ en una puerta del laboratorio y esper√≥.Poco despu√©s, un coche de la polic√≠a condujo hacia arriba y se detuvo. El polic√≠a le pregunt√≥: "¬ŅQu√© est√° haciendo?""Estoy esperando a un amigo" respondi√≥ Vincent.Le dijo a la polic√≠a que su situaci√≥n, sobre la oraci√≥n para abrir su camioneta, y la llamada a su amigo.El polic√≠a le respondi√≥: "Tu amigo no est√° viniendo". Se dio cuenta de la Biblia de Vincent, y a√Īadi√≥: "Es un buen libro para leer." Alguno conversaci√≥n se produjo en la que Vincent revel√≥ su fe y su creencia de que el Se√Īor viene "muy, muy pronto."El polic√≠a le respondi√≥: "Creo que la venida del Se√Īor est√° muy, muy cerca tambi√©n." En ese momento, lleg√≥ una llamada por radio de la polic√≠a y le dijo que ten√≠a que irse.Antes de irse, el polic√≠a dijo a Vincent, "¬ŅPor qu√© no orar y pedir al Se√Īor que abra la puerta de su laboratorio?" Vincent dijo que lo vio salir, mientras oraba en silencio.Vincent dijo:"Apenas hab√≠a terminado de orar cuando la puerta del laboratorio se abri√≥ milagrosamente. Inmediatamente me levant√© y me volv√≠ hacia la puerta y me di cuenta de que alguien hab√≠a empujado la barra de bloqueo y abri√≥ desde el interior. Me aferr√© a la puerta y me volv√≠ para mirar el coche de la polic√≠a y me di cuenta que no estaba, a pesar de que yo le hab√≠a sacado mi ojo de encima durante unos pocos segundos".Vincent tom√≥ sus llaves y se fue en su camioneta.√Čl pas√≥ por la casa de su amigo y se dio cuenta que sus veh√≠culos estaban en la calzada.Se supone que se debe haber ido a dormir, lo olvid√≥.Vincent dijo que decidi√≥ ir a casa "creyendo que en realidad podr√≠a haber hablado con un √°ngel", dijo.Al d√≠a siguiente comprob√≥ con su amigo a quien hab√≠a llamado y que hab√≠a prometido recogerlo. El amigo no recuerda nada de la llamada.

Aqu√≠ tenemos que: . (1) un tel√©fono celular que funciona milagrosamente sin bater√≠a, . (2) un polic√≠a misteriosamente aparece y desaparece, quien dijo "creo que la venida del Se√Īor es muy, muy cercana", . (3) el polic√≠a sab√≠a de antemano que el amigo no recoger√≠a a Vincent, . (4) despu√©s de que el polic√≠a le dijo que rezara, una puerta que milagrosamente se abri√≥ desde el interior a pesar de que no hab√≠a nadie dentro, . (5) el amigo que le prometi√≥ recogerlo, ni √©l ni su esposa, recuerdan la llamada telef√≥nica. Todo el episodio parecer√≠a sobrenatural.

angeles tocando trompetas

ENCUENTRO #5: √ĀNGELES DESCUBIERTOS CANTANDO CANCIONES DE LOS √öLTIMOS TIEMPOS EN EL SERVICIO DE ADORACI√ďN CHINA RURAL

Este es un tipo totalmente diferente de incidente con √°ngeles, pero con un mensaje similar y no menos poderoso.En mayo de 1995 apareci√≥ este informe electrizante de un misionero en China por hace varios a√Īos. Para protegerse √©l y sus contactos en China, no se debe revelar su nombre.Toda la provincia de Shandong, en el este de China (poblaci√≥n: 57 millones), se encuentra en medio de un renacimiento.Por temor a ser detenidos, los creyentes se re√ļnen en secreto en iglesias en las casas, a menudo con luz de las velas.En una reuni√≥n de 1995 en Shandong, todo el mundo cantaba "en el Esp√≠ritu" juntos (1 Corintios 14:15), y no en su propio idioma, sino "seg√ļn el Esp√≠ritu les ped√≠a que hablasen", todo en armon√≠a, pero todos cantan con palabras diferentes.

Alguien grab√≥ la reuni√≥n. . M√°s tarde, cuando se reprodujo la cinta, se sorprendieron. . Lo que oyeron no era lo que hab√≠a ocurrido all√≠ en absoluto. . Sino el sonido de √°ngeles cantando en mandar√≠n una canci√≥n que nunca hab√≠an escuchado antes. . Y con un acompa√Īamiento musical que no hab√≠a estado all√≠.

Cuando el misionero escuchó por primera vez la cinta, antes de que nadie le dijera de qué se trataba, exclamó: "Esos son los ángeles".En realidad, no había otra explicación.Un cristiano chino tradujo la cinta. A continuación se presentan las propias palabras cantadas por los ángeles.Ten en cuenta que las palabras expresan ideas con las que los campesinos chinos rurales no estaban familiarizados.

"El fin est√° cerca: Rescaten Almas"

El hambre es cada vez más crítica.Hay más y más terremotos.La situación es cada vez más siniestra.las personas están luchando unos contra otros, nación contra nación.Los desastres son cada vez más graves.

Todo el ambiente se est√° deteriorando.Los desastres son cada vez m√°s graves.Los corazones de la gente son malos, y no adoran al Dios verdadero.Los desastres son cada vez m√°s graves.

Las inundaciones y las sequías son cada vez más frecuentes.Hay más y más homosexualidad y enfermedades incurables.Los desastres son cada vez más graves.

Los climas son cada vez más anormales.La tierra está cada vez más inquieta.Los cielos se han roto. La atmósfera está distorsionada.Los desastres son cada vez más graves.

Estribillo:

El fin está cerca. La revelación del amor se ha manifestado.Levántate, levántate, rescata a las almas.El fin está cerca.Levántate, levántate, rescata a las almas.

Fuentes:

Entra tu email para recibir nuestra Newsletter, es un servicio gratis:

S√ļmate a nuestra Newsletter y recibe las √ļltimas publicaciones
en tu bandeja de entrada

Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form.

Ver todo
Estamos migrando el sitio a una nueva plataforma! :)