Los riesgos de la profesión.
El nivel de la violencia desatada en M√©xico hace que pocos est√©n a salvo de los asaltos, extorsiones y saldo de cuentas, porque las bandas criminales han tomado por asalto varios estados, sembrando el terror no solamente por la v√≠a del tr√°fico de drogas sino tambi√©n mediante el m√©todo de extorsi√≥n, o sea ¬ępor derecho de piso¬Ľ y por su ejecuci√≥n cuando la pr√©dica del sacerdote se inmiscuye en los negocios de las bandas.
MEXICO-VIOLENCE-CHURCH

31 sacerdotes fueron asesinados en M√©xico en los √ļltimos 22 a√Īos y M√©xico es el segundo pa√≠s de Am√©rica, despu√©s de Colombia, donde resulta m√°s peligroso ejercer el sacerdocio.

LA DENUNCIA DEL OBISPO

Hace unos d√≠as se dio a conocer la extorsi√≥n sufrida por un sacerdote del sur del Estado de Morelos ‚Äď colindante con el Distrito Federal ‚Äď por parte de bandas del crimen, los cuales no s√≥lo lo amenazaron por tel√©fono sino que fueron hasta su parroquia a amenazarlo y pedirle ¬ęderecho de piso¬Ľ.El obispo de Cuernavaca, Ram√≥n Castro y Castro fue el que hizo la denuncia a los medios de comunicaci√≥n. Reci√©n llegado a la di√≥cesis de Cuernavaca ‚Äď antes fue titular de Campeche ‚Äď el obispo Castro se√Īal√≥ que aparte de este caso, varios sacerdotes de la di√≥cesis han recibido extorsiones telef√≥nicas.Pero √©ste es grave, pues incluso pretendieron atentar contra la vida del mismo sacerdote que ahora fue extorsionado. Monse√Īor Castro y Castro no quiso revelar a qu√© parroquia pertenece el sacerdote extorsionado para evitar represalias. Sin embargo, reconoci√≥ que el caso se registr√≥ en un municipio al sur de la entidad.

M√öLTIPLES CASOS EN TODO EL PA√ćS

Hace cinco meses el arzobispo de Guadalajara, cardenal José Francisco Robles Ortega, reconoció que en México existen sacerdotes que pagan extorsiones a delincuentes para salvaguardar su integridad física.

¬ęEste fen√≥meno lo estamos viviendo en toda la Rep√ļblica; en algunas zonas m√°s intensamente que en otras¬Ľ.

¬ęPor ejemplo, nos enteramos de la muerte de un sacerdote (en Colima), fruto este deceso de la inseguridad y de la violencia; seg√ļn tengo informaci√≥n, parece que se trata de unos j√≥venes drogadictos que no habiendo sido favorecidos por lo que le ped√≠an al religioso, despu√©s lo sorprenden y lo matan¬Ľ.

En esa ocasión el propio cardenal Robles Ortega denunció que había tres sacerdotes más en la arquidiócesis de Guadalajara y en otras diócesis del Estado de Jalisco que estaban amenazados.También sacerdotes del Estado de México han padecido esta situación, en esta zona se contabilizan 15 presbíteros que han recibido sólo extorsiones telefónicas.

31 SACERDOTES ASESINADOS EN M√ČXICO EN LOS √öLTIMOS 22 A√ĎOS

M√©xico es el segundo pa√≠s de Am√©rica, despu√©s de Colombia, donde resulta m√°s peligroso ejercer el sacerdocio, como lo revela el hecho de que s√≥lo en los √ļltimos 22 a√Īos fueron asesinados 31 miembros de la Iglesia Cat√≥lica Mexicana; un cardenal, 21 sacerdotes, 3 religiosos, un di√°cono, 4 laicos (sacristanes) y una periodista cat√≥lica.Colombia registra el mayor √≠ndice de criminalidad en agravio de sacerdotes. Seg√ļn cifras de la Conferencia Episcopal, 83 religiosos han muerto en los √ļltimos 27 a√Īos en hechos violentos, siendo el 2011 el a√Īo m√°s cr√≠tico con seis casos.En M√©xico, el a√Īo m√°s violento para los sacerdotes fue 2011, a√Īo en que perdieron la vida cinco ministros cat√≥licos, superado solo por el bienio del 2004 y 2005, en que murieron cinco sacerdotes que ‚Äúejerc√≠an su labor en zonas de profundo deterioro, presa de la violencia y encrucijada de tr√°ficos il√≠citos‚ÄĚ.En el 2006 no se registr√≥ un solo homicidio contra sacerdotes cat√≥licos, pero entre 2007 y 2012, el sexenio del gobierno de Felipe Calder√≥n, fueron asesinados 17 curas, mientras que, por comparar con el gobierno priista de Carlos Salinas de Gortari solo hubo la muerte del cardenal Juan Jes√ļs Posadas Ocampo, el crimen de mayor rango eclesi√°stico.El pen√ļltimo crimen fue cometido en agravio del presb√≠tero Jos√© Flores Preciado (83), asesinado por desconocidos el cinco de febrero del a√Īo pasado, por el solo hecho de haberlos sorprendido robando en la capilla de la iglesia Cristo Rey, en la colonia Placetas. Los que lo conoc√≠an han testimoniado que era una persona muy tranquila, profesor de lat√≠n en el seminario de Chiapa (Colima) y en el seminario Cobano (Colima ciudad), confesor de la catedral y tutor de un grupo de seminaristas.

RACHA

La √ļltima baja religiosa es la del sacerdote Santiago √Ālvarez, de la Di√≥cesis de Zamora, Michoac√°n, dedicado a la promoci√≥n de vocaciones sacerdotales en las familias y en los ambientes juveniles, reportado desaparecido el 27 de diciembre del a√Īo pasado cuando se dirig√≠a desde la comunidad de Jacona hasta Paredones, cerca de la ciudad de Jiquilpan, Michoac√°n.

¬ęAl tomar el camino que conduce a su pueblo, hizo una llamada telef√≥nica a las 9:00 p.m. a una hermana (religiosa), pero nunca lleg√≥ a su casa, donde los esperaban sus pap√°s y sus hermanos¬Ľ, detall√≥ la Di√≥cesis de Zamora.

De acuerdo con informaci√≥n del Centro Cat√≥lico Multimedial, los distritos donde han ocurrido el mayor n√ļmero de asesinatos de religiosos son: los distritos federales de Chihuahua, Guerrero, Jalisco, Oaxaca, Veracruz, Michoac√°n, Hidalgo, Aguascalientes, Coahuila y Puebla.

LABOR PELIGROSA

La caracter√≠stica com√ļn entre los asesinados era el trabajo en contextos de particular deterioro humano y social.En 2005 ¬ęmataron a dos ministros de culto establecidos en las zonas m√°s golpeadas por el crimen organizado¬Ľ, y en 2007, despu√©s de un a√Īo sin homicidios, los padres Humberto Mac√≠as Rosales, Fernando S√°nchez Dur√°n y Ricardo Junious fueron asesinados.Corresponde subrayar que el homicidio del religioso Ricardo Junious, de 70 a√Īos, cuyo trabajo estaba dirigido a combatir el tr√°fico de drogas y la venta de bebidas alcoh√≥licas a menores de edad en la colonia San Rafael de la Ciudad de M√©xico, cobr√≥ particular visibilidad. Fue encontrado estrangulado dentro de la propia parroquia Nuestra Se√Īora de Guadalupe, donde ejerc√≠a su ministerio.Tambi√©n las muertes de los sacerdotes Julio C√©sar Mendoza y Gerardo Manuel Miranda, asesinados en 2008 por disparos de arma de fuego.El sacerdote Mendoza fue atacado en la iglesia Nuestra Se√Īora del Rosario y muri√≥ en el hospital a causa de las heridas, mientras que Miranda, de 45 a√Īos de edad, recibi√≥ un disparo en el pecho la tarde del 2 de septiembre, cuando se dispon√≠a a entrar al instituto Fray Juan de San Miguel, que dirig√≠a.Gerardo Manuel Miranda √Āvalos, de 45 a√Īos, fue asesinado con un disparo en el pecho el 2 de septiembre de 2008, cuando entraba en el instituto Fray Juan de San Miguel, del que era director.El crimen tuvo lugar en el porche del instituto educativo que se encuentra en el centro del poblado de Los Reyes, en Michoac√°n.Desde un coche en movimiento dispararon contra el sacerdote, quien era originario de Yur√©cuaro, Michoac√°n, donde naci√≥ el 22 de diciembre de 1961. Era muy querido y respetado en toda la regi√≥n por su labor educativa.

FUEGO CRUZADO

En 2009 el sacerdote mexicano Habacuc Ben√≠tez Hern√°ndez, de 39 a√Īos, y los j√≥venes seminaristas Eduardo Ben√≠tez, de 19, y Silvestre Gonz√°lez Cambr√≥n, de 21, fueron asesinados mientras se dirig√≠an a una reuni√≥n de Pastoral Vocacional la noche del s√°bado 13 de junio, en el municipio de Arcelia, de la Tierra Caliente guerrerense.Los religiosos tambi√©n se han visto en medio del fuego cruzado entre militares y bandas armadas. Uno de ellos fue el padre regiomontano Marco Antonio Dur√°n Romero, quien muri√≥ en una balacera en Matamoros, Tamaulipas, el 2 de julio de 2011 entre ambos grupos en la colonia Obrera de esa ciudad fronteriza.En 2010, la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) se vio obligada a disponer que en las zonas del pa√≠s m√°s afectadas por la violencia se suspendieran algunas celebraciones religiosas, como medida precautoria para sus sacerdotes.

PLAGIADO Y ASESINADO

Otro sonado caso fue el del párroco de la parroquia de Santiago Tlaltepoxco, Fernando Sánchez Durán, secuestrado y asesinado el 22 de julio del 2007 en la localidad de Tepeji del Río, Querétaro.Su hermano había denunciado algunas horas antes su desaparición, destacando que de la parroquia habían desaparecido un automóvil, un televisor y una computadora.Las fuerzas del orden encontraron el cadáver del sacerdote, con signos de haber sido asfixiado. Los fieles consideraban al padre Fernando como un sacerdote ejemplar.

MUERTO EN SU AUTO

Jos√© Luis Parra Puerto, de 50 a√Īos, fue asesinado en Nezahualc√≥yotl, Estado de M√©xico, el 17 de febrero de 2010.El sacerdote y un acompa√Īante fueron obligados por desconocidos a salir de una tienda, los subieron a la camioneta de Parra Puerto y calles m√°s adelante bajaron al acompa√Īante.El cad√°ver del cura fue encontrado dentro de la camioneta, estacionada en una calle de Nezahualc√≥yotl. Se le recuerda como un sacerdote ejemplar y buen samaritano, que dedic√≥ su vida a la pastoral social.

DECESO POR ASFIXIA

Carlos Salvador Wotto, de 83 a√Īos, fue encontrado muerto en su parroquia Nuestra Se√Īora de las Nieves, en Oaxaca, Oaxaca, el 28 de julio de 2010.El sacerdote estaba amordazado y atado de manos, ten√≠a quemaduras de cigarro en los brazos y signos de cortes en diversas partes del cuerpo, pero la muerte se produjo por asfixia, ya que ten√≠a una bolsa de pl√°stico en la cabeza.La ciudad de Oaxaca es con frecuencia escenario de enfrentamientos entre los carteles del narcotr√°fico y las autoridades estatales de M√©xico.Fuentes: Info Cat√≥lica, La Raz√≥n. Signos de estos Tiempos

Haga click para ver las otras noticias

Entre su email para recibir nuestra Newsletter Semanal en modo seguro, es un servicio gratis:

S√ļmate a nuestra Newsletter y recibe las √ļltimas publicaciones
en tu bandeja de entrada

Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form.

Ver todo
Estamos migrando el sitio a una nueva plataforma! :)